Saltar al contenido

Oración a Jesús de Medinaceli para sanar a los enfermos

4 mayo 2020

El Sufrimiento de nuestro señor ante las situaciones dolorosas, humillantes y tratos violentos que padeció hasta morir en su santa cruz. Todo con el fin de salvarnos; es  una razón de rogar por la sanación por medio de la oración poderosa. Por ello te vamos a brindar una oración a Jesús de Medinaceli para sanar a los enfermos.

Si la haces con mucha fe  y confiando completamente en nuestro Señor todopoderoso durante tres días seguidos y con una vela encendida cada día hasta dejar que se consuman, es señal de obediencia y amor a nuestro redentor. Jesús de Medinaceli también conocido como Cristo de la sentencia es una imagen realizada a mitad del siglo XVII en Sevilla- España.

El Cristo de Medinaceli, conocido como nuestro Padre Jesús de Medinaceli o Jesús Nazareno Rescatado, es una imagen de Jesús de Nazaret en el momento de su Pasión cuando Pilatos lo presenta al pueblo. El Cristo de Medinaceli se encuentra en la Basílica de Nuestro Padre Jesús de Medinaceli en Madrid (España).

Para sanar a los enfermos  con la oración a Jesús de Medinaceli

Los lugareños y con la asistencia de algún miembro de la familia real en el primer Viernes de marzo de cada año, toman siempre las calles con una procesión para demostrar su amor y devoción por el santo.

Para expresar el recogimiento por el santo, al redentor todopoderoso, todos los viernes santos son los días especiales para realizarlo con la oración a Jesús de Medinaceli para sanar a los enfermos, es una oración que utilizan para pedir por los enfermos de la familia y el mundo entero.

Señor Jesús de Medinaceli, redentor y Salvador nuestro,

mi buen Jesús, te alabo y adoro, te amo con todo mi corazón,

agradezco tu sacrificio por todos nosotros en la santa Cruz,

sabiendo que siempre estas a nuestro lado,

vigilándonos desde el cielo y que todo los sabes y nos escuchas.

 

Mi verdadero médico que nos regalas salud,

Cuida siempre de nosotros y nos brindas de tu protección y consuelo

y te pido de todo corazón que también cuides a este ser querido que padece

por su enfermedad, recurro a tu Amor, bondad y clemencia grande

como redentor nuestro y pido por la salud de nuestros seres queridos y del mundo.

Tu que eres grande y poderoso, recibiendo y llevando en ti mismo nuestras enfermedades,

curabas las dolencias y males de personas que se te acercaban;

acudo lleno amor e ilusión, lleno de confianza

para pedir por la salvación y sanación de nuestro hermanos enfermos.

 

Por la salud de los enfermos y consuelo de los afligidos, que alivies y atiendas

en las enfermedades, concédeme mucha paz a mi alma y salud a mi cuerpo,

concédeme reposo en mis preocupaciones y angustias, ayúdame cuando sufra

por mi vida amorosa, concédeme la oportunidad de tener un buen trabajo

y escucha siempre mis necesidades y problemas.

 

Bendice Cristo Redentor siempre mi hogar, mi familia, trabajo, negocio y bienes,

bendice mi vida con abundancia, mucha salud, prosperidad y dicha,

bendíceme de paz, tranquilidad, armonía y amor,

bendíceme con consuelo cuando me sienta solo y triste.

 

 Lléname Cristo Redentor  de tu poderosa presencia misericordiosa,

Mi amado comprensivo y poderoso Cristo Redentor, Padre y del Espíritu Santo

y que la Santísima Virgen María nos cuide y nos proteja siempre.

 

Amén.

¿Por qué rezarle a Jesús de Medinaceli para sanar a los enfermos?

Nuestro señor Jesús todopoderoso, siempre pensaba en los necesitados y enfermos, velaba por su bienestar y salud, curaba al necesitado sin conocerlos y les llenaba de paz en sus corazones, es por eso, que nuestro padre y redentor va velar siempre por aquellos que acudan a él con una oración a Jesús de Medinaceli para sanar a los enfermos.

De todo corazón y con las palabras más fervorosas a nuestro señor siempre llegara al oído del todo poderoso, es señal de respeto y cariño a nuestro redentor, en donde podemos expresar nuestras peticiones que serán escuchadas.

Jesús de Medinaceli es imagen que representa la situación difícil que nuestro redentor tuvo que pasar para salvarnos, y por eso recurrimos a él siempre para que nos ayude como todopoderoso y misericordioso a salir también de nuestras difíciles situaciones y cuidar de nuestra salud y nuestros hermanos y familiares.