Milagrosa oración al Arcángel Gabriel para el embarazo. ¡Simple y efectiva!

oracion para el embarazo al arcangel gabriel

Conocemos al Arcángel Gabriel como un mensajero escogido por Dios; pero no es lo único en que puede ayudarnos. Él es el ángel de la fecundidad. Es decir, es el indicado para ayudar a muchos a concebir su anhelado hijo. Por eso, te invito a realizar la milagrosa oración al arcángel Gabriel el embarazo. Ya que es el canal perfecto para cumplir éste clamor.

🙏 Milagrosa Oración al Arcángel Gabriel PARA EL EMBARAZO. ¡Simple y Efectiva! 🤰

Índice

    Milagrosa oración al arcángel Gabriel

    Mi corazón está dispuesto, oh Dios; a alabarte porque eres bueno, porque para siempre es tu misericordia; los que claman a ti en su angustia, tú los libras de sus aflicciones; por eso te alabo con todo mi corazón; esperanza mía y castillo mío. Gracias te doy por escoger a éste grandioso mensajero divino como el ángel de la fecundidad; y lo llenaste de tu gracia y ahora él envía favor a los hombres.

     

    Oh, Arcángel Gabriel,

    tú que eres el mensajero divino,

    y que guías a las almas a a verdad

     

    Clamo a ti para que tengas compasión de

    mí y concédeme el deseo que hay en mi corazón,

    que es concebir en mi vientre el fruto del amor.

     

    Tú héroe de Dios, intercede por mí ante el Padre,

    y ayúdame a cumplir este sueño que por mucho

    tiempo he anhelado, y cuando recuerdo no tenerlo,

    se turba mi corazón de tristeza; ten piedad

    de esta pobre alma en desgracia.

     

    Ángel de la anunciación, así como le anunciaste a

    María que sería madre del Gran Salvador del mundo;

    también anuncia a mi vida tan hermosa noticia que

    de mi vientre nazca un bebé con grandes

    propósitos; escúchame, y trae paz y reposo

    a mi espíritu con tan grande noticia.

     

    Ángel de las emociones, calma mi angustia y enséñame a esperar

    pacientemente; protégeme de la desesperanza

    que pueda acarrear la falta de éste pequeño ser en mi vida;

    ayúdame a tener dominio sobre mis fuertes emociones,

    porque no quiero envidiar la bendición

    que puede dar Dios a mi  prójimo.

     

    Ángel de luz blanca, te invoco para que me protejas de

    todo mal y hasta de mí misma, también de todo aquello que

    me impide obtener este embarazo tan anhelado; dame tu apoyo

    pues conozco que tú te inclinas ante las peticiones

    de maternidad y tienes compasión de ellas.

    brotan los manantiales de vida

    Espíritu de fe, no me desampares; porque solo tu poder,

    puede ayudar a acercarme al Dios de lo imposible; ya que

    Él está por encima de cualquier diagnóstico médico; también ayúdame

    a pedir todo conforme a la voluntad de mi Padre,

    porque sólo sus planes me ayudan para bien.

     

    Pero mi ángel bueno, concédeme este deseo que

    no sale de mis pensamientos, el cual es concebir y dar a luz un hijo;

    envuélveme en tu favor y acompaña mi alma durante

    todo este momento de agonía.

     

    Ser de luz; auxiliarme pues siento que me pierdo

    entre tanta penumbra de desasosiego; ilumina el sendero por

    el que debo andar, para que mi petición sea escuchada,

    pues creo en tu infinita bondad.

     

    Ángel de la verdad; me inclino delante de tu santa presencia,

    y presento delante de ti mi más anhelada petición de

    ser madre; conozco que tu oído está presto para escuchar

    la oración de aquellas cuyo deseo es abrazar la

    maternidad; ruego que seas el mediador

    ante el Padre para que mueva su mano poderosa hacia mí.

     

    No permitas que la penumbra de mi tristeza

    pueda más que mi fe.

     

    Oh fortaleza de Dios, te doy gracias porque

    tengo la plena certeza de que has escuchado mi ruego;

    confío en el Señor que te escogió y sé, que a su tiempo,

    lograrás que esa petición que brota de mi

    corazón se haga realidad en mi vida.

     

    Amén.

    Simple y efectiva al arcángel Gabriel

    Ahora que has concluido , cree en tu corazón que el Arcángel Gabriel; será el medio que llenará de favor tu petición ante el Padre Celestial, haciendo que su mano poderosa se mueva hacia ti. No te impacientes, el tiempo de Dios es perfecto y sus promesas a tu vida las cumplirá; ya que él no es hijo de hombre para mentir ni para arrepentirse.

    Sigue en constante oración, no dejes que la espera consuma tu fe, sino más bien aumentarla durante ese lapso de tiempo. No mires el tiempo que tarda en cumplirse tu petición; más bien conoce que Dios te está preparando para cuando llegue ese tan deseado bebé.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más