Saltar al contenido

Oración cristiana para celebrar el día del padre ¡Felicítalo en su día!

5 agosto 2020
Oración cristiana para celebrar el día del padre ¡Felicítalo en su día!

En primer lugar, pondremos como ejemplo de lo que es un buen padre, a nuestro Dios; quien con amor eterno nos espera pacientemente cada vez que fallamos. Probablemente, muchas veces no hallaremos la forma de agradecerle a nuestro Padre todos los sacrificios que ha podido hacer por nosotros; por esta razón te enseñaremos, a como elevar una hermosa oración cristiana para celebrar el día del padre.

Debido, a que nuestro progenitor ha entregado tanto por nosotros, le daremos honra y honor a tal labor. También, lo reconoceremos como un buen sacerdote del hogar, quien siempre procura el bien por los suyos, sin importar nada más.

Oración para celebrar por nuestro padre

Como resultado del amor de Dios, ha constituido a la familia para beneficio de sus hijos. Ya que en el grupo de parentela, se pueden vivir hermosas experiencias que nos llenan de gratos momentos. Además, de forjar lazos eternos que al Padre celestial le agrada.

Desde ese momento

cuando abrí mis ojos

al mundo,

descubrí que jamás

estaría solo.

 

Porque tú Dios eterno,

te has complacido  en

regalarme una hermosa familia;

en la cual disfruto

buenos momentos.

 

Hoy te quiero pedir

por la salud

de mi progenitor;

 bendícelo en todo momento

y guarda sus pensamientos

en completa paz.

 

Igualmente sé luz

 a sus pies,

para que persevere

en tu camino.

 

Además, no permitas jamás

que pierda su fe;

ayúdale a seguirte.

 

Asimismo, aumenta

sus fuerzas

como la de búfalo.

 

Dale el descanso

y la tranquilidad, que

necesita a diario.

 

Hoy nuevamente toma

su mano y llévate todas

sus cargas, dale entendimiento

y sabiduría referente

a las cosas del cielo.

 

Ahora mi Dios,

unge su cabeza

y renueva su andar.

 

Ya que a veces se contamina

de malos momentos

que lo hacen sufrir.

 

Ciertamente, tú que eres bueno

y el mejor Padre,

enséñale a seguir tus pasos.

 

En este día,

llena su corazón

de los mejores momentos.

 

Sobre todo guarda

su corazón de las heridas

del pasado y haz de él,

al mejor hombre.

 

Porque tu bondad

no tiene límite,

mi familia te adorará.

 

Debido a tu amor

somos libres; y podemos andar

en tu presencia.

 

Ya que llenas de alabanza

nuestra boca,

hoy clamo a ti.

Asimismo, para que

tu poder fluya

en mi familia, ayúdanos

a consagrarnos cada día.

 

Por lo tanto, Dios hoy

me rindo a ti.

 

Porque en ti, esta

el poder para transformar

las vidas.

 

Como consecuencia de tus

milagros en mi vida,

has provocado en mí

el adorarte con pasión.

 

Porque nos amas,

te pido que bendigas

a mi padre en este día,

y alarga su caminar

aquí en la tierra.

 

En ti esta mi confianza;

por ello caminaré

en valles de muerte

y oscuridad, sin temer.

 

Porque mi padre ha envejecido,

sé tu su socorro

y pronto auxilio en todo

momento de dolor.

 

También te agradezco

mi Padre amado,

por los años que

he disfrutado junto a él.

 

Otro podría ser

mi motivo de exaltación a ti,

pero hoy ese motivo

es mi padre terrenal.

 

Por lo tanto, hoy

lo celebro con amor

y gratitud profunda

del corazón.

 

Es más, no hay argumento

que pueda valer para

avergonzarme de

mi progenitor.

 

Porque tú, lo has guiado

en todo momento;

y  él ha hecho

lo mejor por su familia.

 

Por esta causa, hoy a ti

levanto este clamor con todo

mi corazón y fe.

 

Ya que te creo

y confío, en el poder

de tu amor, confiaré

que mi padre estará resguardado

en ti a cada instante

de su vida.

 

Amén.

El mejor Padre es nuestro Dios

Oración para celebrar el día del padre. Como resultado de un amor incondicional, hayamos a Dios como el mejor padre del mundo. Porque más perfecto amor no existe que el de nuestro padre celestial, quien nos corrige con amor y nos cuida con gran celo; asimismo nos llama la atención con gran ímpetu, pero siempre tendremos presente que sus pensamientos son más altos que los nuestros.

Como resultado de su corrección diaria, nos convertimos en mejores personas, tratando de agradarle en todo tiempo. Asimismo un padre procura andar con diligencia y hacer lo mejor para su familia.