Oración a Nuestra Señora de la Esperanza para casos muy difíciles

oracion a nuestra senora de la esperanza

La Virgen de la Esperanza también es una festividad española la cual es celebrada por algunas personas y peligreses de este país. Teniendo en cuenta en cada fecha festiva de Nuestra Señora de la Esperanza la oración a Nuestra Señora de la Esperanza para casos muy difíciles. Es conocida también como la madre Virgen María la madre de Jesús. Es nombrada virgen de la esperanza por traer al mundo a un niño el cual llamaron el salvador.

El cual dice que es un niño que vino a salvarlos de los pecados y de todo el mal que hay en el mundo. Pero María por ser madre de este hermoso niño, le es llamada Esperanza, por traer esa esperanza que vino a librar a la humanidad por medio de su hijo. Es por ello que hay una oración a Nuestra Señora de la Esperanza para casos muy difíciles. Fue desde entonces, que en las iglesias la proclamaron nuestra señora de la esperanza.

Índice

    Plegaria a Nuestra Señora de la Esperanza para casos muy difíciles

    Su majestuoso amor y la misericordia de esta madre, la que llevó a la gente a creer y confiar en ella. Es necesaria esta poderosa oración para así ser librados de situaciones difíciles.

     

    Señora de la esperanza,

    Tú la madre de Jesús.

    Llena de gracia y amor;

    Mi corazón y anhelo está

    aquí contigo desde ahora.

     

    Pido encarecidamente para que me libres,

    Clamo por tu misericordia y poder.

    Ayúdame, Nuestra Señora de la Esperanza.

     

    Tú eres quien llenas de bendición mi vida,

    Solo en ti puedo confiar.

    Ilumíname con tu poderosa luz desde el cielo,

    Esa luz resplandeciente en mi caminar.

     

    Que tu poder y gloria este a mi alrededor.

    No me faltes Nuestra Señora de la Esperanza,

    Tú eres una madre bondadosa;

    No me abandones nunca.

     

    Porque eres maravillosa y llena de espiritualidad,

    A ti acudo en este momento para que me levantes.

    Mi fe es inquebrantable y sin límites.

     

    Eres hacedoras de humildad y justicia,

    Clamo a ti en este momento para,

    que tomes el control en este momento difícil.

     

    Oh Madre mía,

    Que sea tu amoroso amor maternal el que me liberte.

    Ruego por tu misericordia en este momento.

     

    Ten piedad y no me abandones.

    Ruego con todo mi corazón y mi alma,

    Bajo tu poder y gloria me encuentro.

    la certeza de lo que no se ve

     

    Oh Nuestra Señora de la Esperanza,

    Tú me levantarás del abismo de la desesperación.

    Me harás saber que solo en ti debo confiar,

    Harás de mí una nueva criatura.

     

    También suplico por gran amor

    y la misericordia, que tuviste por tu hijo.

     

    Escucha mis ruegos,

    y ayúdame en este momento difícil,

    Dame paz y tranquilidad,

    sabiendo que estás haciendo mi milagro.

     

    Siento que ya no puedo más Madre mía.

    Después de Dios eres tú

    mi única esperanza en mi vida.

    Eres misericordiosa,

    cúbreme con tu sagrado manto.

     

    Eres la luz que me iluminas.

    Ayúdame y lléname de gozo y amor.

    Eres preciosa y llena de dulzura;

    Oh Nuestra Señora de la Esperanza.

     

    Cada día quiero levantarme

    y saber que estás conmigo,

    Quiero iluminarme de tu amor,

    Ese amor bondadoso y tierno.

     

    A ti te invoco en este momento

    para que sea salvo,

    Por tu poder y grandeza que das.

    A ti entrego mi corazón este día,

    Desde ahora y para siempre;

    Madre bendita eres mi auxilio y esperanza.

     

    Igualmente, aléjame de las aguas llenas de lodos,

    Aquí estoy con la esperanza

    y la fe de que cumplirás,

    las peticiones de mi corazón.

     

    Mis suplicas sean recibidas con tu gran poder bondad.

    Eres hacedora de grandes milagros y no me dejaras.

    Me harás caminar por valles de oro.

    Amén.

    ¿Cómo era nuestra Madre en la tierra?

    Oracion a Nuestra Señora de la Esperanza para casos muy difíciles. Quienes han oído hablar de la virgen María, sabrán que fue una excelente mujer llena de dulzura, amor y bondad hacia su hijo fue ella la escogida para ser la madre de Jesucristo y desde ese entonces empezó su historia, desde que concibió en el vientre al niño que llamaron Jesús, paso a ser Nuestra señora de la Esperanza.

    La cual a través de Jesús las personas decían que sus pecados eran limpiados, en las iglesias es alabada y recordada como la esperanza en la tierra. Asimismo, es invocada por las mujeres en estado de embarazo para que sea ella quien pueda protegerlas y ayudarles que lleven su embarazo a término. Finalmente trayendo al mundo niños sanos y con mucha vida para crecer y formarse como creyentes de la palabra de Dios.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más