Oración diaria al Sagrado Corazón de Jesús ¡Gracias Jesús!

el sagrado conrazon de jesus

La oración al Sagrado corazón de Jesús, es una oración con la que conseguirás la protección cada nuevo amanecer, en la que podrás confiar y con la que sabrás que nada podrá tocar tu vida y dañarla mientras tú cuentes con la infinita protección del sagrado corazón de Jesús.

Todos los creyentes del mundo están llamados a orar, cada día esta es la protección que Dios regala a sus hijos. El cuidado de tu familia y de todos los seres que amas puede estar en tus manos, pide cada nuevo día por ellos y ve como en sus vidas todo comienza a ser mucho mejor.

Conoce el camino correcto, evita todo el mal que pueda dañarte en las complicadas calles del mundo, que cada día se encuentra aún más lleno de pecado y odio. Con la oración al Sagrado corazón de Jesús, evitarás todos esos males que rondan el mundo.

Índice

    Oración al Sagrado corazón de Jesús

    La oración al Sagrado corazón de Jesús, es una oración de protección diaria que no debería faltar en ningún hogar, con ella podemos encontrar el cuidado y la guía que necesitamos en nuestro andar cada nuevo amanecer. Por esto te invitamos a realizarla todos los días, para que tengas la protección del sagrado corazón de Jesús.

    Sagrado corazón de Jesús, en este nuevo amanecer

    que inicia acudo a pedirte paz, impulso y sabiduría,

    que hoy consiga mirar al mundo con ojos repletos de amor.

    Enséñame a ser paciente, humilde, comprensivo, bueno y suave.

     

    Que cada una de las personas que se acerquen a mí,

    sientan tu presencia reviste en mi tu gran bondad,

    y haz que durante todo este nuevo día que inicia yo te refleje.

    Que todo el que esté junto a mí busque tu presencia, tu amor y tu cuidado.

     

     

    Muéstrame Señor, el camino que debo seguir en este nuevo día,

    que seas tú a través de mis ojos, que cada palabra que diga sea tuya,

    pido que todos mis pensamientos sean bendecidos por ti.

     

    espero este día no entre en mi vida ningún

    comentario lleno de envidias o de odio,

    deseo que todo lo que se acerque a mi sea bendecido por ti.

    Gracias te doy Jesús, por este nuevo día

    que puedo abrir los ojos y ver el mundo.

    alabare senor tu nombre porque has hecho maravillas

    Gracias sagrado corazón de Jesús, porque sé que

    mi vida está totalmente protegida contigo,

    que no hay nada en el mundo que pueda

    venir a perturbar mi paz y mi tranquilidad.

     

     

    Aleja de mi todos esos demonios que vienen a mi

    vida a dañarla y doblegar mi infinita fe en ti,

    porque no confío ni confiaré en nadie más que tú.

    Te agradezco por colocar el pan diario en mi mesa,

    por cuidar de mí y de todos los que sabes que amo.

     

     

    Llévalos hacia ti Señor, y ayuda a los que hoy se

    encuentran en el camino incorrecto a que te conozcan,

    pidan perdón por sus pecados y comiencen a vivir una vida pura y sana,

    tal como tú nos has enviado a hacer.

     

    En el nombre de Dios, hoy te agradezco y te alabo,

    y lo haré por todo el tiempo de vida que

    me quede en este mundo bendecido por ti.

     

     

    Amen.

    La oración diaria es nuestra salvación

    Cuando rezamos la oración diaria al Sagrado Corazón de Jesús , nuestra comunión con Dios se hace mucho más grande y fuerte, y así evitamos a los terribles demonios que piensan venir a nuestras vidas a dañarnos. Aunque nos encontremos en una situación difícil es necesario que recemos a diario.

    Con la oración al Sagrado corazón de Jesús, puedes encontrar paz y tranquilidad en medio de tanto desorden que es hoy el mundo. A través de la oración puedes encontrar tu salvación y el perdón de cada uno de tus pecados.

    Pues el día del juicio final, quienes siempre confiaron en Dios serán perdonados y bienvenidos al reino de los cielos, si aun no rezas a diario, te invitamos a que cada día reces a nuestro creador. Por ti, por tu familia y por el mundo, tener un corazón misericordioso solo lo logramos a través de la oración, así que es momento de ser dignos hijos de Dios.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más