Saltar al contenido

Oración a San Chárbel para pedir por la salud de los enfermos

18 marzo 2020
Oración a San Chárbel para pedir por la salud de los enfermos

Lo que nos preocupa más en la vida es nuestra salud y la de las personas que queremos. Cuando la salud falla sentimos que nos venimos abajo física y emocionalmente, es por eso que dirigimos nuestra oración a San Charbel por los enfermos.

San Charbel siempre se destaco por ser colaborador con las nobles causas, incluso se le ratifican algunos milagros de sanación. Muchas personas, con enfermedades terminales han sido sanadas en el nombre de Dios. Dejando constancia con su testimonio que el Señor obro en ellas.

Oración a San Chárbel para las personas que estén enfermas

El poder de oración es tan grande que obra desde que empezamos la oración y luego de terminada sentimos alivio. Es una sensación que hasta ahora ningún enfermo ha podido explicar, sin embargo han dado testimonio que algo bueno está pasando.

El milagro de la vida, solo puede otorgar y quitar nuestro Señor. Por ello San Chárbel siempre intercede ante Dios, para conseguirle la cura a nuestros males de salud. Puedes hacer esta oración a San Charbel por los enfermos o por quien lo necesito, hazla con fe y aferrado a que un milagro esta por suceder:

Amado San Chárbel,

Acudo a ti en esta hora y en este momento,

para que intercedas por mí.

 

Jesús pago por mis enfermedades en la cruz.

A través de sus llagas yo fui sanado,

fui comprado a un precio alto.

El precio más alto que se haya pagado, la sangre de Cristo.

Por sus heridas soy salvo, su sangre me curo,

Todo quedo expuesto en su sacrificio.

 

La enfermedad no tiene autoridad sobre mí,

mi cuerpo es un cuerpo perfecto,

una maquina Creado por Dios.

 

Por que, para eso mis órganos funcionan bien,

para lo que el creador los hizo.

Mi mente funciona correctamente,

mis nervios, mi sistema nervioso funciona correctamente.

 

Yo le hablo a cada célula, cada glóbulo, cada tendón,

cada fibra muscular.

Declaro con el poder y autoridad que me ha sido envestida,

porque dice la palabra que toda autoridad me fue dada.

Sobre toda potestad, toda hueste, todo espíritu contrario.

Yo les digo, no tienen autoridad alguna sobre mi cuerpo.

Mi cuerpo es templo y morada del espíritu santo,

es luz, por lo tanto, donde hay luz,

no hay tiniebla y no hay enfermedad.

 

Toda maldición generacional,

toda maldición autoimpuesta que le de autoridad a la enfermedad

para estar en mi vida, se rompe.

 

Todo verdugo que me quiera imponer enfermedad,

que me quiera oprimir, les hablo a esos verdugos,

se van.

Todo rencor, toda falta de perdón, que le dé permiso.

que le de autoridad para enfermarme el corazón.

 

Yo soy sano, un hijo de Dios, bajo tu protección,

bajo tu manto, bajo tu cuidado.

Declaro que aún más grandes cosas harén tu nombre

San Chárbel.

 

La enfermedad es una condición mental, mi mente es sana,

yo no estoy enfermo.

Yo estoy cubierto con la sangre del cordero.

Gracias Amado San Chárbel  por tu intercesión.

Gracias por tu guía.

 

Amén.

¿Por qué orar en nuestros momentos de angustia?

Cuando hacemos el proceso espiritual de la oración nuestro Dios está escuchando y o ahí momento en el cual somos más sinceros como cuando nos sentimos abatidos. Un mal de salud debes entenderlo siempre que es algo temporal, es algo que Dios puede colocar en tu camino para hacerte más fuerte. Otras veces, estas personas que han pasado por estas enfermedades se vuelven más humanas.

Uno de los casos conocidos en los que ha intervenido el poder de sanación es con una de las enfermedades complicadas para la ciencia y muchas veces sin cura como el cáncer. Ora si estas pasando por un momento difícil seguramente recibirás una pronta respuesta.