Saltar al contenido

Poderosa oración de sanidad para mis hermanos ¡Cuídalos!

11 septiembre 2020
Poderosa oración de sanidad para mis hermanos ¡Cuídalos!

Oración de sanidad para mis hermanos. Las oraciones son de mucha ayuda para todos nosotros, porque con ellas podemos acercarnos a nuestro amado Señor para pedirle por nuestra salud, por protección, por ayuda y por otras muchas cosas más que quieras pedir. Él te los concederá con mucho amor. Y por esta razón te enseñaremos una hermosa oración que te puede ayudar con tus hermanos, esta oración está titulada como: Poderosa oración de sanidad para mis hermanos ¡Cuídalos!

Dios es muy poderoso y grande, él siempre nos estará ayudando y quien más como nuestro Padre Celestial que pueda sanarnos y protegernos de toda maldad y enfermedad que pueda haber en este mundo que está lleno de crueldad.

La plegaria de salubridad para mis hermanos

Todas las oraciones que hacemos deben de ser muy buenas y también las debemos de a hacer con mucha fe, para que las oraciones que hagamos sean muy efectivas; y para que puedan cumplirse todo lo que pedimos a nuestro Señor. A continuación oraremos por la sanidad de todos nuestros hermanos.

En primer lugar te doy mucha

alabanza, honor y honra, porque

tú eres muy bueno con todos

nosotros y yo sé que jamás

nos dejarías solos.

 

Oh Padre Celestial,

te pido que siempre

estés con nosotros a donde

quiera que nos encontremos.

 

También te quiero pedir,

porque siempre nos protejas

de todo daño que quiera venir

a nuestra vida a acecharnos.

 

Es por eso que siempre

estaré contigo, para que

me guíes por el buen camino

y nunca esté por el mal.

 

Oh mi querido Dios,

te pido que siempre cuides

a mi hermana, para que nunca

sufra de otra enfermedad.

 

Ya que, en estos momentos

está sufriendo de una

grave enfermedad; y quiero

que seas tú el que la cures, mi Dios.

 

¡Oh Señor! quiero que

eternamente nos estés bendiciendo,

para que nunca esté con

malas vibras.

 

Y pueda hacer todas las

cosas; porque con tu

bendición seré el más

afortunado de todos.

 

También quiero que

cuando todos mis hermanos

estén enfermos; seas tú

el que los cure de toda

enfermedad.

Porque mayormente sé

la pasan muy enfermos

y casi siempre nos

están muy sanos.

 

Es por eso que te pido

a ti, que me ayudes con

todos mis hermanos.

 

Puesto que con tus

manos sanas puedes

ayudar a todas las

personas.

 

Oh Grandísimo Señor mío,

quiero que siempre protejas a

todo mi familia para que nunca estén

enfermos; y siempre puedan a

hacer todas las cosas.

 

Ya que, en este mundo

hay muchas enfermedades

malignas, que quieren venir a

nuestro mundo a enfermarnos

a todos nosotros.

 

Además quiero que

ayudes a mi hermana que no

sé qué le pasa, está como

deprimida y no tiene animo

de hacer nada, Señor.

 

Ayúdala Padre amado,

para que siempre esté

con buen animo y pueda a hacer

todos los labores que hay

que hacer.

 

Dios quiero que la

protejas en cada momento

que se encuentre sola.

 

Porque tú siempre

eres bueno y muy poderoso

sé que la ayudarás en todo

momento.

 

Ya que, yo sé que tú

nunca abandonarías a

ningunos de tus siervos.

 

Y es por esa razón que

perpetuamente estaré

confiando en ti, mi Dios.

 

Oh mi Maravilloso Jesús,

te doy las gracias porque

tú siempre estarás con

todos nosotros y eternamente

estarás a nuestro lado.

 

También te agradezco

por tu perdurable misericordia que

siempre nos has dado

a todos nosotros; porque tú

siempre has sido bueno.

 

Asimismo quiero agradecerte

por todas las cosas buenas

que has hecho por todos

tus hijos; los cuales te

amamos profundamente.

 

Además te doy muchas gracias

por proteger a toda mi

familia, que siempre

están muy sanas.

 

Finalmente te agradezco

desde lo más profundo

de mi corazón, las cosas

que nos hacen felices.

 

Amén.

Poderosa oración de sanidad

Oración de sanidad para mis hermanos. La oración que hicimos en esta ocasión, es de mucha ayuda, ya que puedes ver lo bueno que puede ser Dios al escucharnos y ayudarnos con nuestras plegarias. Es por eso que hoy le oramos al Padre Celestial por la salud de nuestros hermanos, para que siempre puedan estar con una salud inquebrantable.

Dios nunca dejaría a sus hijos desamparados y solos; es por eso que siempre debemos de estar orando para que el Señor pueda escuchar y ayudarnos con todas nuestras peticiones.