Saltar al contenido

Oraciones católicas para familiares enfermos – ¡Dios ayuda a mi familia!

21 mayo 2020
Oraciones católicas para familiares enfermos - ¡Dios ayuda a mi familia!

Estas oraciones católicas para familiares enfermos ¡Dios ayuda a mi familia! son propicias para estos momentos duros, en los cuales muchas personas se encuentran batallando contra enfermedades. Sobre todo, por los virus que han debilitado la salud a nivel mundial, por ellas es oportuno que nos unamos todos.

Este tipo de situaciones nos causa preocupación; es cierto, pero toda nuestra Fe debe permanecer intacta. Creyendo fervientemente en que Dios nos conceda el milagro de ver recuperado a nuestro ser querido, porque Él no tienes planes de mal sobre nosotros, somos sus hijos y nos ama mucho.

Oraciones católicas eficaces para curar a familiares enfermos.

No hay que poner en duda el poder de las oraciones católicas para familiares enfermos, todo lo que solicitemos nos será entregado en su infinita bondad, amor y compasión, unámonos para implorar por la salud del mundo.

Padre mío,

en estos momentos hay quienes sufren,

muchas personas en el

mundo han perdido su salud.

 

Por todas ellas imploro sanación,

que su energía sea restituida, y no sufran,

otorga sobre ellos la

bendición de la sanación,

de todos sus males presentes y futuros.

 

Especialmente Señor mío,

he de pedirte por las enfermedades

que nos azotan, estas que detienen

ahora el mundo.

 

Tu Santo Padre,

sabes lo que guardo en mi corazón;

me duele ver a alguien con un

problema de salud, sufro al ver

a mi familia con alguna dolencia,

también  cuando veo al mundo

resistir por tantos males.

 

Dios guarda a todas las familias,

a todos los católicos,

quienes cuidamos nuestra Fe.

 

Bendice, por favor, las manos y entendimiento,

de todos los médicos del mundo,

para que nos ayuden a mejorar,

bajo la soberanía del sentido que solo

puede provenir del Padre.

 

Te ruego que todas las personas,

que precisen de algún tratamiento,

puedan proveérselo y que mejoren.

 

Obra con tu poder el milagro

de la completa mejoría,

te lo pedimos de corazón, porque solo Tú

Padre amado puedes materializar lo

que es imposible para el hombre y

que tu voluntad prevalezca.

 

Ayúdanos Señor a entender que,

estas enfermedades no son un castigo,

que son el producto de la desobediencia.

 

Es tu promesa que tus planes son de bien,

para con nosotros tus hijos,

que no son de calamidad.

Sobre esa promesa reposa mi Fe,

porque tus palabras siempre son cumplidas.

 

También está escrito que

el corazón alegre todo sana,

permíteme conservarlo así, te lo imploro.

 

Porque las enfermedades también

 hablan del alma, cuando están

apartadas del amor Divino.

 

Mantén mi espíritu fuerte, perseverante.

 

Guarda en mí, palabras como la miel,

dulces y agradables,

que darán o compartirán la esperanza.

 

Dame la sabiduría de tratar

con piedad al prójimo, porque he

de calzar sus zapatos al verle,

nadie esta exento de sufrimiento,

por ello deseo ofrecer mi

hombro a quien lo requiera.

 

Que yo no enceguezca con la abundancia

porque todo en la vida

es un ciclo pasajero, permíteme

reconocer siempre tu presencia.

 

Clamo y clamaré a ti Señor Jesús,

en tiempos de aflicción,

porque quien así haga,

será bendecido, toda plegaria materializada

obtendrá la solución que busca.

 

Este tiempo es de aflicción para el mundo,

las noticias de todos

los países nos hablan,

nos dicen que necesitamos reconocerte 

al igual que buscarte.

 

La salud es física y espiritual,

por eso, otórgala a mi familiar,

te suplico que ya no sufra, obra un milagro,

ese que necesita mi ser querido

para recuperarse,

para recobrar su salud de manera completa.

 

Gracias Dios por escuchar este ruego

de un católico pidiendo por otro,

estamos salvos en tu Fe.

 

Amén.

¿Las enfermedades desaparecerán algún día?

Los planes que Dios tiene para nosotros son siempre de bien. Debemos aprender de nuestras experiencias, reconocer cuando lo que vivimos va más allá; por ejemplo, de los excesos, de la comida o de otras sustancias. Comparte con tu familia este escrito, las palabras les reconfortarán y su esperanza será restituida.

El Arcángel Rafael es a quien Dios dispone para el auxilio de las personas que atraviesan problemas con su salud, pídele intercesión a Él también en las oraciones católicas para familiares enfermos, no solo te escuchará sino que te guardará cuando lo necesites, a ti y a tu familia.