Saltar al contenido

La setena (7 rosarios) oración y devociones católicas

24 septiembre 2020
La setena (7 rosarios) oración y devociones católicas

Para muchos creyentes aún existe el desconocimiento de este tema. Ahora, te explicaremos, la setena es una oración la cual es dedicada a la Santísima Virgen María, además, consiste en rezar los 7 rosarios, comenzando desde el primer día del mes hasta el día número siete. Por consiguiente, el propósito de esta setena es liberar a las almas que se encuentran en el purgatorio. Además, realizando esta oración de “La setena” con los 7 rosarios puedes conseguir numerosos milagros.

A través, de este poderoso rosario, se puede tomar cada día para hacer una petición diferente, ayudando a muchas personas y pidiendo milagros personales, ya que, al pedir a la Virgen tenemos la intercesión del Padre Celestial en nuestra vida.

Fuerte y efectiva oración de “la setena” cumpliendo con los 7 rosarios

Esta es la manera correcta de hacer “la setena” a la Virgen con los 7 rosarios, es tanto poderosa como efectiva, por medio, del rosario hacemos diferentes tipos de peticiones, también, pedimos la absolución de nuestros pecados y el perdón del Señor.

Virgen María,

Santa madre de Dios,

Hoy aclamo a ti,

Invocándote con amor,

Para que acudas a mí.

 

En este momento,

Reconozco que soy,

Pecador, también sé,

Que cómo yo, existen,

Otras tantas personas más.

 

Es por ello, que pido,

El perdón por todos,

¡Oh Santa Virgen!.

 

Otórganos la esperanza,

De confiar en alguien,

Sabiendo que verdaderamente,

Va a responder a cada,

Plegaria que se le haga.

 

Bendita y milagrosa,

Eres Virgen Santísima,

Nos distes como,

Regalo al Salvador,

Del mundo.

 

También reconocemos,

El amor con el que cuidas,

A nosotros tus hijos,

Guiando cada paso,

Que damos en la vida.

 

Gracias infinitas,

Te damos por tu bondad,

Porque a pesar de la,

Dificultad te mantienes fiel,

Ayudándonos en todo tiempo.

 

Te pido de corazón,

Virgen Santa que,

Me ayudes cuando más,

Te necesite.

 

Ayúdame a ordenar,

Mi vida, mis planes,

Para así, tener un mejor,

Futuro bendecido.

 

Así también, te pido,

Que ayudes al mundo,

A causa de la desobediencia,

De muchos, el pecado,

Se ha incrementado.

 

Trayendo así, ruina,

Desidia e incluso muerte,

Ahora, te ruego que,

Nos libre de las trampas,

Del enemigo Satanás.

 

Sabemos que el es,

Quien gobierna en el mal,

Intercede para que el Padre,

Tenga misericordia,

De todos nosotros.

 

Queremos siempre,

Caminar en obediencia,

Así también, queremos,

Estar en santidad.

 

Para que así, Virgencita,

El Padre nos permite,

Recibir la Salvación,

Además, ser merecedores,

De la vida eterna.

 

Declaramos victoria,

En nuestras vidas,

Por el Sagrado e inmaculado,

Corazón de María.

 

Confío también, que por,

Medio de este rosario,

Serán escuchadas nuestras,

Más profundas penas.

 

Ayuda también Virgen,

Para así salvar a todas,

Esas almas que,

Diariamente van a infierno.

Para que qué puedan,

Ellas tener una oportunidad,

De salvación por medio,

De tu maravilla intercesión.

 

Madre de Dios,

Madre nuestra venimos,

Cada día ante ti.

 

Postrados y humillados,

Con un corazón puro,

Rendido hoy a ti.

 

Pues solo tú traerás paz,

Ante la aflicción,

De igual manera,

Nos recompensas con tu amor.

 

Ayúdame ¡Oh madre Santa!,

Para que yo pueda,

Hablar la verdad, así también,

Predicar a un Dios vivo,

Que existe y es real.

 

Aunque no lo podamos ver,

Dios siempre estará,

Presente en nuestras vidas,

Cómo poderoso gigante,

Guardándonos del mal.

 

Gracias te damos Virgen,

Por prestar tu oído,

Para escuchar esta setena,

Del rosario,

La cual es hecha con amor.

 

Gracias porque sé que,

Cada palabra no ha sido,

En vano,

Gracias por tu amor,

También, tu misericordia.

 

Rendidos estamos ante ti,

Para agradecer,

Cada plan perfecto en,

Nuestras vidas.

 

Amén.

¿Es de bendición orar esta setena del poderoso rosario católico?

Son muchas las bendiciones que puede dar Dios a nuestras vidas, además, el rosario católico tiene gran poder. En consecuencia, con esta oración católica al “la setena” recibiremos eso que tanto hemos anhelado y pedido en el rosario a Dios y  a la Virgen.

Sin embargo, tomemos en cuenta que, no basta solo con rezar, también, debemos poner por obra los mandamientos que Dios ha dejado en la tierra, para así caminar en obediencia y obtener la salvación de nuestra alma, también, el perdón de nuestros pecados.