Oración para dar la bendición el día del maestro a todos los profesores

oracion para bendecir a los maestros

Aunque no creamos el ser maestro es una de las mejores bendiciones que tenemos en la vida. Son profesionales que eligen su carrera por vocación. La oración para dar la bendición el día del maestro a todos los profesores está llena del amor de Dios y la suplicas para con el de esta manera bendecimos su vida y la prestación de servicio.

Una de las notas curiosas sobre maestros es que Jesús fue un gran maestro por vocación, el siempre intento ser el mejor ejemplo y lo fue como para personas como los maestros. Porque se dedicó a enseñar con mucho amor, y dedico su vida para que conociéramos la palabra de Dios.

Un papel fundamental juegan los maestros en la sociedad, en todas partes del mundo su remuneración económica se queda corta a lo que realmente merecen. Pero no perdemos la fe de que en un mañana todo puede ser mejor cuando estemos iluminados con el amor de Dios.

Unamos nuestras fuerzas en oración para dedicarles a estas hermosas personas.

Índice

    Oración para bendecir el día del maestro por su grato trabajo

    Es insensato pensar que un día bastara para agradecer, todo lo que los maestros nos entregan tanto a nosotros como a nuestros seres queridos.

    Por ello esta oración para dar la bendición el día del maestro a todos los profesores será completada con ese inmenso amor y agradecimiento, para con ellos y que podamos entre todo cuidarlos y velar por su estabilidad con el poder de Dios en la siguiente oración:

    Dios padre Todopoderoso, tu que lo tienes bajo control,

    Agradezco la vida de tu hijo sobre la tierra,

    quien me ha enseñado el agradecimiento.

    Porque él fue un gran maestro de importantes lecciones,

    que me han hecho ser mejor ser humano.

     

    Sin las palabras y el conocimiento bíblico,

    Sinceramente mi vida estuviera perdido, me siento bendecido.

    Por haber conocido el amor de Jesús, quien dio la vida por nosotros.

     

    Vivimos el mejor acto de amor y de milagros.

    Pero, a raíz de todo esto reconozco el amor de un maestro,

    De los que se dedican a la enseñanza,

    de hacer un milagro del conocimiento.

     

    Aprender muchos años lecciones,

    para luego hacérnosla saber a nosotros.

    Hoy en su día y en todos quiero,

    bendecirlos por ser grandes seres humanos,

    Pero, también por ser grandes

    profesores y maestros que entregan su tiempo.

     

    En un aula de clases, sin importar la hora

    siempre están para contestar nuestras dudas.

    Bendice a la familia de los maestros,

    que no siempre tienen el mismo tiempo para su familia.

    vale mas la inteligencia que la plata

    Quienes son entregados a su trabajo,

    quienes no solo enseñan libros si no las lecciones,

    De virtudes y valores que todos debemos entender.

     

    Nos motivan con amor al prójimo,

    al trabajo y sobre todo al conocimiento.

    Que nos inspiran a superarnos en la vida.

     

    En los maestros también podemos encontrar

    una mano amiga, incluso un pañuelo.

    Para nuestras lágrimas cuando las cosas no salen bien.

    Porque muchas veces incluso con inspirarnos miedo,

    nos imparten la importancia.

     

    Del respeto a las demás personas.

    Bendice siempre Señor, a todas las que

    fueron mis maestras, amigas, profesoras,

    También a mis profesores, que han dejado una huella en mi corazón.

     

    Que son ahora madres,

    porque sus lecciones nunca se me olvidaran.

    Que su ejemplo, nos sirva para toda la vida.

    Gracias Señor por cuidarlos en donde quiera que estén.

     

    Amén.

    La importancia de los maestros y de protegerlos con esta oración

    ¿Qué sería de nosotros si no pudiéramos leer o escribir estas palabras? El Señor nos colocó suficientes herramientas para defendernos en este mundo entre ella sus palabras, también la de los maestros quienes estudiarían algún conocimiento en específico, para enseñar.

    De buenas almas y de naturaleza buena personas. A veces con caracteres difíciles, pero llenos de bondad y cariño. Con esta oración los protegemos e imploramos al Todopoderoso que todo maestro sea como ese que nos tocó conocer, que gracias a ellos valemos exactamente esto en nuestra vida.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más