Saltar al contenido

Oración a San Expedito para que mi negocio tenga más clientes

8 abril 2020

Muchas veces por más que nos esforcemos la vida nos recuerda que hay algo mucho más grande que nosotros, siempre podemos pedir ayuda, nuestro esfuerzo es un factor determinante para lograr nuestros objetivos, pero nuestros ángeles guardianes siempre van estar ahí para ayudarnos y San Expedito puede ayudarte para el negocio.

Con su fuerza y sabiduría San Expedito se presenta ante Dios Nuestro Señor para protegernos y para favorecer nuestro crecimiento en este mundo terrenal, es por ello que debes rezar a él con toda la fe y fuerza que hay en tu corazón y verás cómo tus plegarias serán respondidas.

Oración a San Expedito para atraer la prosperidad y la clientela

Podemos esperar que ellos no solo nos escuchen si no que intercedan por nosotros es un alivio enorme por el que debemos estar agradecidos, este santo se presenta para ayudarnos a dar claridad a nuestra mente y salvar los negocios que nos mantienen preocupados

Vengo a ti oh glorioso San expedito, patrona de las causas justas y urgentes,

te ruego que intercedas por mí, junto a nuestro señor Jesucristo,

sé que con tu ayuda, vendrá en mi socorro.

 

En esta mi hora de aflicción y desesperanza. Venerado San expedito,

tú que eres el santo guerrero, santo de los afligidos, tú que eres el santo

de los esperados, y es así como vengo a ti con tristeza, intranquilidad, frustración,

depositando toda mi fe en tu poder y bondad.

 

Oh buen Expedito, acudo a tu infinito poder, no permitas que el negocio,

que con mucho esfuerzo levanté, se vaya a la ruina.

 

Oh Santo Poderoso, te ruego me brindes desde tu misericordia,

para que uses todas las herramientas que necesito, para salvar mi patrimonio.

 

Gran mártir que protege a sus hijos, frente a las causas urgente y desesperadas.

De esta forma te pido que me liberes del mal que rodea mi comercio,

para que la competencia no tome mi decaída, como razón para celebrar.

El dinero siempre ha sido bien buscado aquí, con esfuerzo y dedicación,

por el camino de Dios en mi vida, vengo a ti para seguir ese camino,

me hallo en situaciones penosas, debido al quebranto laboral.

 

Sé que a tu lado y con tu sabiduría, las ventas serán lo esperado,

la producción volverá a ser lo que era, y por esto mismo salvarás mi negocio,

las ventas, y cada ingreso que generen las mismas.

 

Sé que atraerás abundancia, y clientes a mi humilde negocio. Vengo a ti fiel

y desesperado, estaré agradecido por el resto de mi vida, propagare tu

nombre a todos los que tienen fe.

 

Yo te invoco, para que traigas a la clientela y el dinero, que la luz de esta vela,

Ilumine mis plegarias hacia mi negocio

.

Oh gran y bendecido San Expedito, te ruego que con tus manos

bendigas mis finanzas, que mi duro trabajo y esfuerzo, no haya sido en vano

y que este negocio rinda lo suficiente. Si Dios lo permite, que así sea,

 

Amén.

El esfuerzo y la fe van de la mano

En el momento que vayas a orar, siempre pon la fe necesaria en tu corazón para realizar la oración ya que eso lo toma en cuenta San Expedito. Del mismo modo debes saber que de ahora en adelante tienes que confiar en las decisiones financieras que tomes, ya que estarás iluminado por el poder de este Santo para que tu negocio sea un completo éxito.

También es sumamente importante que al momento de realizar la oración juntes tus manos en posición de oración y que al mismo tiempo te arrodilles, cerrando tus ojos para que demuestres importancia a las cosas que estas pidiendo cuando estés orando.