Saltar al contenido

Oración a San Pancracio para que vuelvan los clientes a mi negocio

17 junio 2020
Oración a San Pancracio para que vuelvan los clientes a mi negocio

Actualmente son muchos los problemas que presentan algunos negocios, por lo que muchos de sus clientes han decidido buscar nuevas opciones, para solucionar esto te mostraremos una poderosa oración para que vuelvan los clientes a mi negocio.

Esta oración ha sido utilizada por mucho tiempo por diferentes comerciantes, empresarios, y dueños de pequeños negocios que con el tiempo, sienten que han  perdido a sus clientes. Rezar esta oración a San Pancracio, te asegurará el éxito de tu negocio, y la vuelta de cada uno de tus clientes de nuevo, como de nuevas personas a visitar tu negocio bendecido por Dios.

Oración dedicada a San Pancracio para que regresen los clientes  a mi negocio

Con esta oración para que vuelvan los clientes a mi negocio, podrás recuperar la cantidad de clientes que siempre habías tenido y que ahora necesitas en tu negocio para que este pueda continuar creciendo. Hazla al inicio de jornada.

MI negocio es el sustento para toda mi familia

 querido San Pancracio, y ya que hoy

no cuento con la cantidad

de clientes con la que inicie en él.

 

Por eso aquí vengo a pedirte que me ayudes,

deseo que mi negocio vuelva a surgir,

deseo que las personas vuelvan

a venir a él de la misma

 manera que lo hacían antes.

 

San Pancracio te pido que me

muestres las cosas que necesito

cambiar de mi negocio para que las

personas vuelvan a entrar

en él. Tu que me ves cada día.

 

Que has visto la manera

en que manejo mi negocio.

 

Intercede por mí ante Dios,

para que sea él quien venga

a bendecir mi negocio en este momento,

para que coloque en él la

prosperidad que necesita.

 

Trae de nuevo a cada una de las

personas que en mis inicios,

venían con alegría a comprar cada

uno de mis productos.

 

 Tráelos de nuevo y también que puedan

encontrar de nuevo en mi negocio,

cada una de las cosas que necesitan.

 

Por favor San Pancracio, que mi

competencia no pueda

seguir quitándome clientes, que por

el contrario, cada día

 sean más las personas que elijan mi negocio

sobre el de la competencia.

 

Te pido que alejes de mi camino,

a cada una de las

personas y de las cosas que

se interponen cada día

entre mis clientes y mi negocio.

 

Por favor, aleja las malas

 energías de mí y de mi negocio.

 

Pon en mí las palabras y también el

ánimo correcto cada día,

para que, aunque sea un mal día,

pueda siempre darle

el trato ideal a cada uno de mis clientes.

Dame la paciencia que necesito

para aquellos clientes difíciles,

no permitas que sientan que les

respondo de mala manera.

 

Ni permitas que mis empleados

en algún momento,

contesten de mala manera

a nuestros clientes.

 

Querido San Pancracio, trae a

mi negocio a todas las

 personas que hoy salen de su

casa en busca de los

productos que necesitan.

 

Y que en mi negocio pueden encontrar.

Dame la claridad para que siempre

encontrar los mejores costos.

 

Y poder ofrecer a mis clientes los mejores precios

del mercado, para que de esta manera siempre

 deseen comprar en mi negocio.

 

San Pancracio, ayúdame a que

cada uno de los productos

y también servicios que se encuentran

en mi negocio, sea el mejor de su categoría.

 

Para que mis clientes nunca duden en venir.

Dame la vía correcta San Pancracio.

 

Para encontrar la manera de atraer a más

clientes a mi negocio, este es mi sustento, y si no

encuentro aumentar mi clientela siento que en

cualquier momento puedo quebrar.

 

En el nombre de Dios te rezo y ruego este día,

para que bendigas mi.

 

Amén.

Dios tiene los clientes ideales para nuestro negocio

Cuando tenemos un negocio, conocemos que hay momentos en los que es próspero, pero hay otros en los que los clientes dejan de ir a nuestro negocio y sentimos que estamos perdiendo todo lo que hemos construido hasta el momento.

Para esto, no te lamentes ni busques culpables, la solución es rezar a Dios para que él traiga de nuevo la prosperidad a nuestro negocio, ya que él siempre tendrá el cliente ideal para nuestros negocios. Solo debemos confiar.