Oración "Gloria a Dios en el cielo y las alturas" ¡Muy poderosa!

Primero, existen distintas variaciones de la conocida oraciónGloria a Dios en el cielo y las alturas”, en la cual se alaba a Dios y se le agradece por todas las bendiciones concedidas. En otras palabras, la poderosa oración Gloria a Dios en el cielo y las alturas tiene el mismo fin en todas sus versiones; buscando que se desenvuelva en las palabras genuinas que requiere una oración llena de amor a Dios.

Por lo tanto esta poderosa oración de “Gloria a Dios en el cielo y las alturas” tiene algunas particularidades; lo más importante, siendo ideal para rezar a menudo y adorar a Dios de una manera distinta, siempre con la finalidad de adorar su inmensa gloria.

Índice

    Poderosa oración “Gloria a Dios en el cielo y las alturas” para clamar al Señor

    Ciertamente, con esta poderosa oración se aumenta la cercanía a Dios a un nivel inexplicable, atrayendo la paz espiritual y una buena energía. La Gloria de Dios acompaña a quien se mantiene en oración constante.

    Gloria a Dios en el cielo,

    Y que en cada rincón

    así, se honre su nombre.

     

    Gloria a Dios en las alturas,

    Para que toda la humanidad

    Recuerde su omnipotencia.

     

    Primero, adoramos

    tu inmensa gloria.

     

    Y aunque nuestros brazos 

    Fuesen capaces de tocar el firmamento,

    así, llegara hasta lo profundo del mar,

    No alcanzaríamos a agradecerte, Señor.

     

    Aunque pudiéramos flotar,

    Y llegar a cualquier lugar,

    O correr tan rápido,

    como el viento.

     

    Fuera una fuerte ráfaga,

    Seguiríamos sin poder

    agradecerte, Señor.

     

    Por tantas bendiciones,

    Es imposible darte gracias,

    Por cuán bondadoso has sido

    Con nosotros, tus hijos.

     

    Renuevas mi mente, mi alma

    Y mis ganas de seguir,

    Gracias, Dios mío.

     

    Por hacerme una mejor persona,

    Y así porque a cada instante

    Bendices mi vida con amor.

     

    Del mismo modo,

    Permite que te alabemos,

    Santo padre lleno de gloria,

    Por las obras maravillosas

    Que proceden de ti.

     

    Y la misericordia de tu espíritu.

    Gracias, padre amado

    Por ser la sombra suave

    Que me cobija del calor abrasador.

     

    Durante un día

    En donde los destellos me ciegan

    Y no me permiten seguir.

     

    Te agradezco por tener la dicha

    De mirar a mi alrededor

    Y encontrar tus maravillosas creaciones.

     

    Gloria a ti, Señor,

    Te adoramos, rey celestial,

    Por tu infinito amor.

    gloria a dios en las alturas y en la tierra paz

    Oh Dios mío,

    Padre amado y bondadoso,

    Fuente inagotable de amor,

    Tú, Dios de la misericordia,

    Invade todo mi ser

    Y lléname de tus bendiciones.

     

    Cordero de Dios,

    Ten piedad de mí,

    Y perdona mis fallas.

     

    Ayúdame a ser mejor hijo

    Para alejar todo pecado

    Y permanecer bajo tu intersección.

     

    Gloria a ti, Dios mío,

    Lléname de paz,

    Y concédeme tu bendición.

     

    Tú que borras todo pecado,

    Ten misericordia de mí,

    Y toma mi alma entera.

     

    Perdóname, Dios mío

    Y dame una nueva oportunidad

    Para seguir tu divina voluntad.

     

    Guíame al camino indicado,

    No permitas que me aparte,

    Quédate a mi lado, Señor.

     

    Tú, que a la derecha del padre

    Permaneces sentado,

    Mira nuestra alma con piedad.

     

    Para que de nuestro corazón

    Así, solo broten flores de amor,

    Bondad y fe.

     

    De igual modo, Gloria a Dios,

    Y que en las alturas.

     

    Se honre tu poder, así que en la tierra

    Se te admire con devoción,

    Oh, Rey de reyes.

     

    Sobre todo, Padre santísimo,

    Te ofrezco todo mi ser,

    Entra en mi corazón.

     

    Y llénalo de tu gracia, 

    así entra a mi vida

    E invade con tu presencia.

     

    Solo tú, Señor,

    ciertamente tienes todo el poder.

     

    Finalmente, solo tú, padre amado,

    así eres digno de toda gloria,

    Oh, rey celestial,

    Solo tú eres santo, Señor.

     

    Amén.

    La Gloria de Dios genera cambios trascendentales

    En resumen; con esta poderosa oración de “Gloria a Dios en el cielo y en las alturas” se adquiere todo tipo de bendiciones, ya que la Gloria de Dios cambia la vida de quien tiene la dicha de conocerla.

    En conclusión, la Gloria de Dios es indispensable para la vida, y con la oración constante y la realización de buenas obras es posible obtenerla, trayendo consigo una gran cantidad de cambios positivos, amor y felicidad. Por lo tanto, esta oración puede ser utilizada con regularidad, siempre y cuando aplicada con fe y devoción.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más