Saltar al contenido

Oración muy poderosa de protección matutina ¡Despierta Bendecido!

15 septiembre 2020
Oración muy poderosa de protección matutina ¡Despierta Bendecido!

Todos los hijos de Dios, al despertar en un nuevo día, deben agradecer al señor por tener la oportunidad de ver un nuevo amanecer. Por eso, es importante practicar una oración muy poderosa de protección matutina, que otorga mucha esperanza.

Además, todos los seres humanos se encuentran comprometidos en servir correctamente al señor. En este sentido, la comunicación matutina con el Santo Padre es fundamental para asegurar un día repleto de éxitos y bendiciones.

Sin duda, el poder del jefe supremo de la humanidad es infinito e inagotable y la luz proveniente de su hermoso reino, protege a todos sus hijos. Es decir, todo fiel creyente del señor siempre despierta bendecido, apoyado y protegido.

Al despertar, lo primero que se debe hacer es alabar al Santo Padre y elevar una plegaria con el propósito de expresarle agradecimiento. En efecto, Dios es amor y jamás abandona a ninguno de sus protegidos.

Oración muy poderosa de protección matutina

Oración muy poderosa de protección matutina ¡Despierta Bendecido! No obstante, la protección espiritual concedida por el Santo Padre es fundamental para afrontar de la mejor manera todos los retos que se presenten.

Sin duda, elevar una oración celestial al despertar, fortalece significativamente el alma y el corazón, garantizando así el bienestar espiritual.

Mi amado padre,

te pido que me

protejas bajo el

poder de tu manto. 

 

A los fines de tener un

nuevo día

lleno de muchas

victorias y bendiciones.

 

Asimismo, te agradezco por

regalarme este

nuevo amanecer,

que es hermoso y luminoso

como tu sagrado reino.

 

Sin duda, mi amado señor,

todo logro alcanzado cada

día, en gran parte

es gracias a ti.

 

No obstante, que

con tu bondad apoyo, protección,

bendición, afecto, solidaridad

y, además, amor incondicional

facilitan el camino.

 

También, estoy consciente

que el transitar

de la vida terrenal

no es nada sencillo. 

 

Por lo visto, en ocasiones se

presentan muchos

obstáculos que repercuten

en el bienestar y también

la felicidad.

 

Sin embargo, en este nuevo

día que comienza,

estoy seguro

que te encuentras

a mi lado.

 

Por eso, fortaleceme

de tal manera que todas

las tareas que me toquen ejecutar,

las haga con

profunda dedicación y amor.

 

Asimismo, te pido

mí amado padre que

en este nuevo día

bendigas a todos mis

seres queridos.

 

A los fines de que

todo lo que se

propongan hacer

 

genere resultados

positivos y espirituales.

 

Anoche soñé contigo

mi amado padre,

sentí que me encontraba

contemplando

tu sagrado reino. 

 

Lleno de hermosas flores y

ángeles que

entonaban canciones

de amor, paz y felicidad.

 

Por esta razón, me despierto

total, y plenamente bendecido,

porque estoy seguro que

te encuentras a mi lado.

 

En efecto, tal y como has

estado a lo largo

de mi existencia.

 

Además, te quiero pedir

mi amado Dios

que protejas

en este nuevo día a

la humanidad.

 

Que en

estos momentos

se encuentra

pasando y afrontando

circunstancias tan difíciles.

Con todo, te ruego que

nos otorgues a todos

los seres humanos

las fuerzas necesarias para

salir adelante.

 

De todos los

retos que se presentan

en el camino

de la vida.

 

Sin duda, tu apoyo celestial

es fundamental. 

 

Ahora, tu luz divina y hermosa,

otorga las fuerzas

necesarias.

 

Que

permiten derrotar todo acto

que se encuentre cargado

de maldad y pecado.

 

Sobre todo, vuelvo

a repetirte que te agradezco

todo lo que has

hecho por mí.

 

En efecto, me

considero una buena persona,

cuyas acciones siempre

se han sustentado en el bien y,

también en el deber ser.

Finalmente, coloco mi

corazón en tus manos mi Dios.

 

Sin duda, te amo

infinitamente,

 

Amén.

Despertar al lado del Santo Padre

Sin duda, el despertar al lado del Santo Padre concede una significativa protección matutina. Del mismo modo, todo ser humano, como hijo de Dios, debe llevar al Santo Padre en el corazón, a los fines de contar con su bendición.

Asimismo, es fundamental al abrir los ojos para visualizar el reino de Dios, que solo puede ser contemplado por aquellos que posean total sintonía con el jefe supremo. En consecuencia, se garantiza un día repleto de cosas positivas y llenas de espiritualidad.

En conclusión, desde el momento en que un hijo de Dios comienza un nuevo día, debe agradecer de forma muy espiritual. Sin duda, cada día vivido es un regalo concedido por el amor del señor, por lo cual se debe elevar una oración que exprese alabanza.

Finalmente, se debe tener presente que Dios padre acompaña e ilumina a sus hijos en cada amanecer. No obstante, crea una rutina de agradecimiento al despertar y verás la gloria de Dios.