Saltar al contenido

Poderosa oración a San Antonio de Padua para recuperar dinero perdido

17 junio 2020
Poderosa oración a San Antonio de Padua para recuperar dinero perdido

Es interesante lo común que es la causa de perder dinero cuando más lo necesitamos. Posiblemente trata desde que lo colocamos en una parte de la casa que luego no recordamos, pero es suficiente para que la situación nos desespere. Una de las soluciones es llevar una oración San Antonio de Padua para que rápidamente podamos recuperar el dinero que tenemos perdido.

San Antonio de Padua un Santo de lo imposible, nos ayudará con esta engorrosa tarea de alumbrar nuestro pensamiento para que no pase mucho tiempo para encontrar ese dinero que tanto necesitamos. Confiar en los milagros depende de nosotros, pero en este post te daré las herramientas para que consigas elevar unas palabras para conseguir tu milagro.

Oración a San Antonio de Padua para conseguir el dinero perdido en casa

Una tarea difícil que parece una misión imposible pero ¿adivina qué? No existe nada imposible para nuestro poderoso San Antonio de Padua. Así que vamos a repetir cuantas veces sea necesario esta oración por toda la casa para encontrar el dinero que se encuentra perdido, verás como por arte de magia aparecerá en un lugar que seguramente ya revisaste. Eleva la siguiente oración:

Si existe alguien que pueda entender,

Las necesidades urgentes y que se tornan,

Imposible a nuestra vista y poder,

Eres tú mi amado santo San Antonio de Padua.

 

Este es el caso exactamente,

por el que quiero pedirte,

Se me ha perdido un dinero

y necesito encontrarlo.

 

En realidad se me hace,

urgente conseguirlo,

Por eso te pido que me ayudes,

a colocarlo en mi camino.

 

Necesito encontrarlo de manera urgente,

Tú sabes la necesidad que estoy pasando,

Sobre todo la angustia que existe en mi corazón.

 

Al principio, recordar donde conseguirlo,

Pero hasta ahora me ha quedado imposible.

 

Por eso San Antonio de Padua,

Vengo en tu presencia,

Para suplicar tu santo poder,

De la misma manera me ayudes,

Cuanto te sea posible.

 

Siempre Agradeciendo tu tiempo y

dedicación sobre todo,

Necesitados, por supuesto eres

una gran herramienta.

 

Para nuestro señor,

Qué quiere lo mejor para nosotros.

 

Más sin embargo,

estoy en deuda con los favores concedidos,

Con los que ahora te suplico.

 

Me encuentro de rodillas ante ti,

Por un lado para suplicarte,

que el dinero parezca,

Y por otra parte,

porque sé que debo

agradecerte y alabarte.

 

Eres un santo que nunca

abandona a sus creyentes,

No puedo imaginar cuánto

trabajo tienes por hacer.

 

Pero sigo aquí, pidiéndote implorándote,

Qué mi dinero parezca lo más rápido posible.

Gracias Santo, por escucharme,

Por tener la paciencia,

Que hasta ahora has tenido para conmigo.

 

A pesar de qué es muy común,

Que acuda ti en estos momentos,

Desesperados en que necesito,

Para las cosas imposibles.

 

Sin ti realmente no sé qué haría con mi vida,

Porque creo plenamente,

Qué debemos confiar en una fuerza Superior,

Que nos acompañe todos los días.

 

Mi adorado Santos,

cuando esto pase y aparezca mi dinero,

Voy a agradecerte cuantas

veces sea necesario.

 

Además te alabaré y cantaré,

Contando el maravilloso milagro,

Qué estás haciendo por mí.

 

Quiero tener tu fortaleza,

para ayudar al que más lo necesite,

Luego de esto puedo entender,

Qué es tener una necesidad,

Y no tener el dinero suficiente para resolverla.

 

Eres un santo ejemplar,

 Qué consigue Las mayores reflexiones,

De tus creyentes.

 

Es necesario para mí, invocar tu

presencia una vez más.

Ayúdame a que mi dinero aparezca prontamente.

Lo necesito San Antonio de Padua.

 

En relación con mi dinero

perdido sé que pronto,

 Aparecerá porque te lo estoy

pidiendo de corazón.

 

 Sin dudar sé que abriré mis ojos

el día de mañana,

Y lo primero que veré es mi dinero,

Que había estado perdido.

 

Amén

¿Aparecerá el dinero que se encuentra extraviado?

Como anteriormente te indique, verás como aparece en una parte de la casa donde ya anteriormente pasaste y no estaba. Luego de que aparezca te dará gracia como nuestro milagro fue concedido. Como consecuencia, agradecerás todo este esfuerzo del cielo y la tierra conspirando para mover las cosas de lugar y hasta alumbrar tu pensamiento en caso que te acordaras. Es lo hermoso, de pedir causas imposibles que nos refuerzan nuestras creencias y hacen que seamos más devotos a las creencias.  San Antonio de Padua nunca nos deja solo y siempre viene a ayudarnos en nuestro llamado para recuperar el dinero perdido.