Saltar al contenido

Oración de sellamiento con la sangre de Cristo

4 mayo 2020

La oración para sellar mi vida con la sangre de Cristo, se trata de una oración de protección, pedir por la protección de nuestra vida y de nuestros días. Con esta oración alejaras todo aquello que desee acercarse a ti con las intenciones de dañar tu vida, la envidia, la brujería, y todo el mal que deseen hacer contra ti no podrá llegara tu vida.

Protege tu vida, la de tu familia, tu hogar y tus seres amados con esta oración, la sangre de Cristo tiene poder protector, solo Él es capaz de alejar de nuestras vidas todo aquello que las personas deseen hacer para nuestro mal.

La oración para sellar mi vida con la sangre de Cristo está hecha para que cada día antes de salir de casa, y cada noche al irte a dormir la realices, pedir a Dios que te proteja con la poderosa sangre de Cristo.

Oración para sellar mi vida con la sangre de Cristo

La oración para sellar mi vida con la sangre de Cristo tiene gran poder, no necesitarás de nada más para que tu vida se encuentre en paz y protegida por el poder de Dios. Recítala con amor y devoción, y tu vida será bendecida por el resto de tus días.

Padre, vengo en nombre de Jesús para suplicar su sangre

sobre mi vida y sobre todo lo que me pertenece,

y sobre todo aquello en lo que me has hecho administrador.

Invoco la sangre de Jesús sobre los portales de mi mente,

mi cuerpo (el templo del Espíritu Santo), mis emociones y mi voluntad.

Creo que estoy protegido por la sangre del Cordero que me da acceso al Santo de los Santos.

 

Invoco la sangre sobre mis hijos, sobre mis nietos y sus hijos,

y sobre todos aquellos que me has dado en esta vida.

Señor, Tú nos enseñaste que la vida de la carne está en la sangre.

Gracias por esta sangre que me ha limpiado del pecado

y ha sellado el Nuevo Pacto del que soy partícipe.

 

Sella mi vida con la sangre de Cristo, hazme invisible ante todo mal,

aleja a todos aquellos que vienen a mi hogar con malas intenciones,

protege con la sangre de Cristo mi vida de la envidia,

de la brujería y de todo aquello que pueda dañarme.

Sé que tú escuchas todas nuestras plegarias,

y que nunca nos abandonas en este mundo

que cada día se encuentra más dañado por la gran maldad

que se encuentra en él, por eso te pido que selles mi vida,

y me guíes por el camino que tú tienes para mí.

 

Toda mi devoción y mi fe está en ti, no hay un día

en que no te alaba, te agradezca y te pida perdón

por cada uno de los errores que a diario cometo.

 

Acércame a ti, y muéstrame la misión de mi vida,

te alabare por siempre, hasta que mis días en esta tierra bendita

que nos has regalado terminen para mí,

cada día te alabaré y recordaré, en el nombre de Jesucristo.

 

Amén.

Para que Cristo te escuche, recuerda entregar tu corazón

La confianza en el poder de la sangre de Cristo es vital para que tu oración funcione, cree en el inmenso poder de la sangre del hijo de Dios. Cristo fue enviado para protegernos y para llevarnos al camino de Dios, mostrarnos que hay un ser más grande y poderoso que nosotros.

Si somos creyentes, confiamos ciegamente en su poder, y cuando hacemos la oración para sellar mi vida con la sangre de Cristo la recitamos con toda la fe que existe en nosotros.

Coloca tu mente, tu alma y tu corazón en sintonía, y habla a Dios a través de ellos, pídele tu protección con toda la fe y devoción que existe en ti. Solo de esa manera verás en tu vida reflejado el gran milagro de Cristo, nada podrá quebrantarte y todo te irá bien. Porque estarás protegido por la Sangre de Cristo, y nada puede hacerte daño.