5 poderosos versículos que hablan sobre la oración matutina

5 poderosos versiculos que hablan sobre la oracion matutina

Para todo Creyente en Dios es fundamental elevar una oración de agradecimiento al Padre por la bendición de lograr un nuevo día de vida, en las Sagradas Escrituras podemos contemplar varios pasajes que nos hacen referencia a la importancia de esta oración.

Índice()
  1. Los 5 versículos ideales para orar por la mañana
  2. Es importante ser agradecidos con Dios por cada nuevo día
  3. Qué sucede si no agradecemos a Dios por sus bendiciones

Los 5 versículos ideales para orar por la mañana

En la biblia podemos encontrar distintos versículos, los cuales nos pueden ayudar a realizar nuestras oraciones matutinas. Recuerda que debemos agradecer a Dios en todo tiempo y exaltar su nombre por cada bendición recibida.

En el libro de los Salmos, Capítulo 143, Versículo 8 podemos leer que el Rey David alaba al Señor diciendo ‘Mi Dios en ti confío y a ti elevo mi oración cada nuevo amanecer.

En Isaías 40, 30-31 El Señor nos dice; ‘Los jóvenes se cansan y fatigan, pero todos los que confían en Dios siempre tendrán nuevas Fuerzas. Este versículo nos enseña que al colocar nuestra confianza en Dios cada mañana, Él será quien cuida de nosotros.

Otro versículo ideal para orar en la mañana lo podemos encontrar en los Salmos Capítulo 5 versículo 3. En este cántico David le dice a Dios que cada mañana se presentará ante Él y en Él esperará confiado de que Dios siempre está allí para nosotros.

En el libro de 1 Crónicas, Capítulo 23, versículo 30, el escritor hace referencia a la importancia de orar a Dios cada nueva mañana ‘Debemos estar presente por la mañana para dar gracias’.

Los jovenes se cansan y fatigan

Otro pasaje ideal para orar a Dios cada mañana, lo podemos encontrar en el libro de Lamentaciones, Capítulo 3 versículo 23, donde nos dice ‘Cada mañana se renueva tu gran amor y Fidelidad, Mi Dios’.

Es importante ser agradecidos con Dios por cada nuevo día

Dios está con nosotros en todo tiempo, sean buenos o malos momentos, por eso es importante dar gracias a Él por todas sus maravillas, el libro de 1 Tesalonicense, Capítulo 5 versículo 18, nos exhorta a dar gracias a Dios en todo momento, sea cual sea nuestra situación.

Recordemos que Dios solo quiere que como sus hijos lo hagamos partícipes de nuestra vida y no solo que recurramos a Él en tiempos de angustia, es por tal motivo que en el libro de los Salmos capítulo 50 versículo 23 podemos leer ‘Quien me ofrece su gratitud me honra’.

Es por esto que siempre debemos estar agradecidos con nuestro Padre Celestial, de esta forma estaremos honrando su nombre y podremos ser merecedores de su bendición.

Podemos agradecer a Dios por cada pequeño detalle que Él nos concede en nuestras vidas, por nuestra familia, amigos y sobre todo debemos hacer todo mostrando gratitud al Señor.

En el libro de Colosenses capítulo 2 versículos 20 dice que debemos permanecer unidos en Cristo Jesús y ser agradecidos por todo lo que en nuestra vida podemos recibir.

En el mismo libro de colosenses también podemos leer que todo lo que hagamos debemos hacerlo con gratitud y que las palabras de Jesús sean las que nos instruyen y nos guíen en nuestro camino diario, para así poder obtener la victoria que solo en Cristo podemos encontrar.

Qué sucede si no agradecemos a Dios por sus bendiciones

Nuestra relación con Dios debe ser la misma o mejor que la relación que podemos llevar con nuestro padre terrenal y si nuestro padre nos regala algo, nosotros solemos dar gracias y retribuir ese detalle.

Aún más con nuestro Dios, ya que gracias a Él estamos en esta tierra y podemos disfrutar de cada una de las maravillas que Él tiene para ofrecernos todos los días.

Una de las principales razones para ser agradecidos con nuestro Padre Celestial, es que aun sin merecerlo, el envío a su único Hijo Jesucristo a morir para redimir nuestros pecados.

Ser agradecidos con Dios es una manera de exaltar y glorificar su nombre y es que siempre debemos tener presente que Él es único y nada más por medio del sacrificio de Jesús podremos obtener nuestra salvación.

Subir