Saltar al contenido

Poderosa oración para los niños huérfanos y necesitados ¡Ayúdalos!

17 septiembre 2020
Poderosa oración para los niños huérfanos y necesitados ¡Ayúdalos!

Poderosa oración para los niños huérfanos y necesitados ¡Ayúdalos! Nos motiva a pensar en aquellos niños sin hogar; aquellos que no conocen el amor de una madre o padre, el cuidado de unos abuelos, la alegría de compartir con un hermano; por esta razón, siempre hay que pensar en ellos, porque son niños, inocentes de todo y no merecen pasar por esas situaciones.

Jesús dio una enseñanza muy importante mientras estuvo aquí en la tierra; él en su palabra dijo: «Dejad a los niños venid a mí, y no se lo impidáis; porque de los tales es el reino de los cielos» Mateo 19:14. Por lo tanto, algo muy preciado para Dios, es la vida de los niños.

Oración para niños huérfanos y necesitados

Dios mío, Padre bueno y misericordioso; tu bondad trasciende cualquier límite conocido, por lo tanto te ruego por la vida de los niños; más por los necesitados, sin hogar, sin familia debido a cualquier circunstancia.

Eterno Dios,

debido a tu misericordia y bondad

pude disfrutar el amor 

de una familia, y el calor de un hogar.

 

Por toda esa bondad que

me has brindado

todos los días te alabo.

 

Sin embargo,

en mi corazón está la tristeza

de aquellos niños que no lo poseen.

 

Bendito Dios, 

a ti clamo porque solo tú tienes el poder;

salva a los niños de las calles.

 

De los peligros que rondan 

y de malas personas que

puedan aprovecharse.

 

Arrópalos, oh Santo de Israel,

con la calidez de tu amor;

asimismo Dios mío.

 

Llena su alma con tu

bondad y misericordia

y consígueles un hogar

donde los amen.

 

Te ruego Padre amado,

porque ellos merecen tener

una infancia alegre.

 

No merecen padecer tropiezos

ni humillaciones de parte de nadie;

más bien merecen sonrisas,

abrazos y amor.

 

Rescátalos, mi Dios,

devuélveles la risa y la alegría;

muchos de ellos tienen hermanos pequeños

y deben obligarse a trabajar por ellos.

 

A pesar de ser niños, 

tienen la responsabilidad

de hacerse cargo.

 

Bendito Dios, dales el sustento;

que nunca les falte las personas

que quieran lo mejor para ellos.

 

Ellos seguramente se sienten solos,

estarán llorando de hambre o frío.

 

Por consiguiente, dales la

esperanza mi Señor,

y sobre todo, llénalos con tu amor

porque tú eres el mejor

Padre para ellos.

 

Asimismo, Dios mío,

te ruego por los niños que

están en orfanatos.

 

Pero que en esos lugares,

ellos reciben maltratos y humillaciones;

ten misericordia de ellos.

Padre bueno,

toca el corazón de los encargados,

de los maestros que dirigen esos lugares;

llena su corazón de amor filial,

para que así, ellos sean bien educados.

 

Envía, mi Señor,

buenas personas que quieran adoptar;

personas tan llenas de amor.

 

Quieran compartir con niños

que nunca han conocido el

amor de unos padres.

 

Personas amorosas, que

puedan educarlos

por el buen camino;

y sobre todo que puedan enseñarlos

por el camino de tu sabiduría.

 

Te pido, Padre bueno

que ellos puedan crecer

según tus estatutos.

 

Cuídalos de toda enfermedad y mal;

sobre todo, guía a los padres

para que enseñen

a sus hijos y no los discriminen.

 

Bendito Jesús, 

recibe toda alabanza, gloria y adoración;

solo tú mereces ser exaltado,

porque tu misericordia es infinita

y son renovadas cada mañana.

 

Dios mío, 

tú peleas por tus hijos;

asimismo nos cuidas del maligno

y sus huestes de maldad,

nos proteges como león cuida su manada.

 

A ti alabaré todos los días hasta el fin;

eres Dios de paz, de honra y gloria.

 

Por ti fueron hechas todas las cosas,

y por ti dejarán de ser,

según sea tu voluntad.

 

Padre maravilloso,

agradezco por tus bondades;

porque sé que has escuchado mi oración;

y por consiguiente se hará

conforme sea tu santa voluntad.

 

Amén.

Los niños son el futuro y la promesa de Dios

Para Dios no hay nada imposible; por esta razón, nuestra confianza debe siempre estar puesta en Él. En su palabra, Dios siempre ha manifestado el amor por los niños; por ello, siempre nos ha enseñado que su reino será para los que sean como ellos. Debido a esto, debemos realizar esta poderosa oración para los niños huérfanos y necesitados ¡Ayúdalos! Pensar en aquellos niños que no tienen un hogar.

Hay niños que han sufrido mucho, tal vez por abandono y maltrato de sus padres, tal vez porque nunca llegaron a conocer a su familia. Debemos pedir siempre por ellos, y, si está a nuestro alcance, hacer algo.