Poderosa oración de sanación y liberación por la Sangre de Cristo ¡Sálvanos!

poderosa oracion de sanacion

Todos nosotros sabemos que cuando oramos podemos sentirnos mejor y hasta libre y lo eso te traemos una poderosa oración de sanación y liberación por la sangre de cristo. Cuando nos encomendamos por la Sangre de Cristo podemos sentirnos con paz.

Esta oración es para las personas que se encuentran cargada, agobiada por problemas; pero también es para las personas que se encuentran oprimidas, por algún tipo de enfermedad. Recuerda orar con fe y con anhelo de recibir tus peticiones.

Índice

    Oración de sanación y liberación por la Sangre de Cristo

    Orar a la Sangre de Cristo, siempre va a ser una alternativa a cualquier problema y circunstancia que acontezcan, en nuestra vida y la de nuestra familia. Cuando lo seré humanos buscan ayuda que no la da el hombre buscamos el favor de Dios a través de una oración y en este caso la oración es a la sangre de Cristo.

    ¡Oh! Bendito señor eres digno de alabar

    Y glorifica mi Jesús

    por cuya Sangre tenemos acceso a Dios.

     

    · ¡Bendita Sea Tu Preciosa Sangre!

    Jesús, que nos das el acceso a Dios.

    · ¡Bendita Sea Tu Preciosa Sangre!

    Jesús, con cuya Sangre tocamos

    las delicias del cielo.

     

    ¡Bendita Sea Tu Preciosa Sangre!

    Jesús, que con tu Sangre

    fortaleces nuestra debilidad.

     

    Y que corrige nuestro errores cometido;

    · ¡Bendita Sea Tu Preciosa Sangre!

    Jesús, que no das tú Sangre en la Iglesia.

     

    · ¡Bendita Sea Tu Preciosa Sangre!

    Jesús, cuya Sangre es prenda

    del banquete eterno.

     

    ¡Bendita Sea Tu Preciosa Sangre!

    Se tu señor glorificando te en mi vida

    Y que con tu sangre quite toda

    mi preocupaciones

    Y todos mis males.

     

    En primer lugar te pido,

    que me de liberación

    Y seguidamente mi sanidad.

     

    Clamo por lo bueno que eres, señor

    Jesús, tu eres extremadamente

    bueno y misericordioso

    Te alabo.

     

    Tu eres mi ayuda y mi fortaleza,

    porque yo se que

    Tu esta conmigo; pero aun así

    yo me siento solo.

     

    Y cargado porque no encuentro la sanidad.

    Y por eso me siento triste y cansado,

    Yo se que no soy el mejor.

     

    Mas tu ayuda al cargado y hace ligera

    Su carga, y lo hace reposar

    Y cambiar el estilo de vida para mejor

    Y por siempre.

     

    Tu dice en tu palabra

    Que La paz les dejo; mi paz les doy.

    Yo no se la doy a ustedes

    como la da el mundo.

     

    No se angustien ni se acobarden;

    Pero casi siempre me siento

    Solo, dame de tu ayuda.

     

    ¡Oh! Bendito eres y magnífico

    Rey de reyes, te alabo

    Por tu proeza y por tu gracia

    Creo en ti señor ciegamente.

     

    La tierra es estrado de tu

    pies tu eres bendito

    Tu ayuda al necesitado y le das paz

    Como lo dice en tu palabra.

     

    Sed firmes y valientes,

    no temáis ni os aterroricéis ante ellos,

    Porque el SEÑOR tu Dios

    es el que va contigo;

    No te dejará ni te desamparará.

     

    Entonces llamó Moisés a Josué

    Y le dijo en presencia de todo Israel:

    Sé firme y valiente,

    Porque tú entrarás con este pueblo.

    el amor sin hiprocresia

    En la tierra que el Señor,

    ha jurado a sus padres que les daría,

    Y se la darás en heredad.

     

    Y yo creo en las promesa de

    Tu palabra, bendito eres señor,

    Gracias te doy por la palabra

    Que me has dados, que es palabra de

    Aliento y de fortaleza.

     

    Te doy infinita gracias

    Porque solo tu ayudas al cargado

    Y el angustiado; recibe honra precioso

    Señor  no hay otro como tú.

     

    Porque tu señor

    Angustiado él, y afligido,

    No abrió su boca.

     

    Como oveja, fue llevado al matadero;

    Y como cordero delante de

    sus trasquiladores

    Enmudeció; y no abrió su boca.

     

    Solo ti eres digno de recibir honra, gloria

    Porque mientras te golpean

    nunca te quejaste; sino

    Que los perdonaste.Gracias te doy.

     

    Amén.

    La poderosa oración por sanidad y liberación

    Cuando oramos a Dios por cualquier problema que estemos pasando, o por alguna petición, tenemos que tener en cuenta, que se cumpla la voluntad de Dios y aceptarla de la mejor manera, sonara un poco fácil ; pero en verdad todos hemos tenido una situación, que no queríamos que pasara.

    No olvide orar con mucha fe y con amor, por tu sanación y liberación. Espero que el material usado en este artículo, haya sido de mucha ayuda y aprendizaje

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más