Saltar al contenido

Poderosa Oración del Día de la Madre para los niños

17 septiembre 2020
Poderosa Oración del Día de la Madre para los niños

La madre es la persona más importante en nuestra vida, ya que ella nos ama con todo el corazón y como no hacerle una oración en un día tan especial. Entonces justamente la Poderosa oración para el Día de la Madre para los niños es la indicada para conmemorar este acontecimiento tan importante. Donde le demostramos el amor que sentimos por ella.

Tenemos que acordarnos que esta persona nos dio vida a través de la conexión con Cristo. Por eso logramos sentir un amor que solo ella nos puede dar. Su amor es incondicional y siempre ora para que nunca nos falte el pan de cada día y para que Dios nos otorgue protección. Ahora conocerás la oración que le puedes citar a tu mamá con todo el amor que le debes a ella.

Oración poderosa para los niños para dar amor a una madre a través de la palabra de cristo

Al citar esta Poderosa oración para el Día de la Madre para los niños para agradecer y bendecir. Debemos recordar hacerlo completamente llenos de alegría y gozo en nuestros corazones para que Dios sienta el amor que traemos por nuestras madres. Agradeciéndoles por cada momento de nuestras vidas.

¡Señor!

 Te pido que al alma de mi madre,

la colmes de salud y además

de personas que llenen su corazón

de amor, te lo pedimos, por favor.

 

Padre celestial, porque tu eres

la luz de esperanza,

por favor escucha los

pensamientos de nuestra madre.

 

Ayúdala a encontrar paciencia

en su mente y corazón

y además hazla conocer todo

aquello que tú amas señor.

 

La última palabra de fe

la tienes tú y por eso eres lo que

mi mamá espera recibir al

comenzar este su día, para que así

la llenes con tu alma colmada de poder.

 

Igualmente dale a mi madre

algo que pueda amar,

y que le permita cumplir las metas

que tienes pensadas en su vida.

 

Yo creo en la fe y en la gracia

que le haz brindado desde

el amanecer.

 

Por ello te pedimos que

persistas en nuestra alma hasta

el último sol de los días para ella.

 

¡Padre!

Sé, que estas con ella en la calma

y en la tormenta del día.

 

Tú eres el escudo de mi madre,

por eso haz que sus planes 

se desarrollen con la ayuda

y la alegría de tu presencia.

 

Señor por favor, hazla comer

del árbol que tú siembras.

Para que el fruto de serenidad

la llene por toda la eternidad.

 

Sé que tú Señor desde lo alto

puedes observar a mi mamá,

y reanimar el espíritu de ella.

 

Asimismo alientale

el corazón de todos los

arrepentimientos que tenga.

Señor, te pido

 mucha fortaleza en la fatiga

y aliéntala en la lucha.

Comprendo que solo tú,

puedes lograr la felicidad 

 y sé que no dejarás 

que el enojo se apodere de ella,

ya que este puede dañarla.

 

¡Oh mi dios!

sé que tu presencia espirituosa

nos conforta con serenidad

y con infinito regocijo.

 

Por favor que en este nuevo

día nos reúnas de nuevo,

para celebrar la unión

y la vida de nuestra mamá.

También te pido que

la llenes de paciencia para

 entenderme; por favor, no

me dejes caer en malas actitudes

en contra de ella.

 

Quiero que tú me hagas

el mejor amigo de mi madre,

y cuando esté triste;

hazme consolarla.

 

Finalmente te pido que por favor

elimines de ella toda preocupación

y enfermedad que pueda debilitarla.

 

Tú, que sabes el amor y cariño

que siento hacia ella,

no permitas que yo no pueda

estar siempre para ayudarla.

 

Asimismo si necesita fuerzas

tómalas de mi y dáselas a ella.

 

Amén

El día de las madres ha terminado y la gracia de Dios toca su corazón

En muchos momentos de rabia decimos cosas que no pensamos hacia la persona que más amamos en este mundo. Pero ella aun así nos tiene paciencia y además nos trata con amor. Sin embargo, tenemos que detallar que madre hay solo una y por eso Dios nos ha regalado su amor a través de ella.

La finalidad de esta oración es celebrarle el día de la madre por todo lo alto. Pero no materialmente sino lleno de gratitud y también amor hacia ella, ya que hay muchas personas que no pueden gozar del calor que nos brinda su amor.