Saltar al contenido

Oración milagrosa para los hijos que estudian o van a la escuela ¡Cuídalos!

17 septiembre 2020
Oración milagrosa para los hijos que estudian o van a la escuela ¡Cuídalos!

Cuando nuestros hijos estudian, siempre queremos que les vaya bien, tanto en el plano académico, como el emocional que es donde muchas veces sufren. Por eso, siempre debemos hacer una oración milagrosa para los hijos que estudian, así garantizamos que Dios los protegerá en esta etapa tan hermosa pero muchas veces difícil, ya que tienen que enfrentarse a ciertas cosas de las cuales no estaban acostumbrados.

Como padres debemos alentar a nuestros hijos para que ellos siempre busquen hacer las cosas bien y a su vez les ayudemos a adaptarse a las nuevas etapas y niveles que tienen que pasar, que son parte de la vida. Cuando hacemos una oración milagrosa para los hijos que estudian, les ayudamos en el mundo espiritual a que siempre puedan afrontar todos los retos que vienen y así todo les salga bien.

Oración por nuestros hijos que estudian

Cuando hacer una oración milagrosa para los hijos que estudian, bendecimos su vida cuando van a comenzar las clases. Hay padres, que toman a la ligera los sentimientos de los hijos cuando comienzan las clases, y esta es una etapa importante en la vida de ellos, por eso debemos darle la confianza para que estén seguros y eso lo podemos hacer por medio de la oración milagrosa para los hijos que estudian.

Señor, oro para que mis hijos

experimenten la paz de

Dios este año escolar

que esta comenzando.

 

Ruego que no se preocupen

por las cosas

que no pueden controlar.

 

Sino que protejan sus

corazones y mentes

y los mantengas confiando en ti.

 

Oro para que no solo disfruten

de la paz de Dios,

sino de la paz con Dios.

 

Oro también, para que desarrollen

un espíritu de gratitud

y acción de gracias al mirar

a Ti diariamente por sus necesidades.

 

Ruego que les des la capacidad

de gozo que brota de tu paz.

 

Además, oro por tu

protección emocional,

física y espiritual sobre mis hijos.

 

Mantén el mal lejos de

ellos y ayúdalos

a confiar en ti como su

refugio y fortaleza.

 

Oro para que guardes sus mentes

de la instrucción dañina

y les concedas

discernimiento para

reconocer la verdad.

 

Te pido que los hagas fuertes y valientes

en presencia de peligro,

reconociendo que has vencido

y que corregirás toda

injusticia y mal algún día.

 

Ayúdalos a encontrar descanso

en Tu sombra,

ya que viven en el refugio espiritual

que Tú les provees.

 

Hazles saber que el único

lugar seguro es Jesús,

y que su hogar en la tierra

es solo temporal.

 

Señor, oro para que mis

hijos desarrollen

una pasión por las cosas de Dios.

 

Oro para que tengan hambre y sed de Ti

y de Tu Palabra y te amen

con todo su corazón, alma y mente.

 

Dales corazones

compasivos y generosos

para amar a los demás tanto

como tú los amas.

 

Te pido que siempre trabajen

y estudien con excelencia.

 

Pero para que los ayudes

a desear un espíritu

de grandeza de servicio,

en lugar de un deseo

mundano de éxito.

 

Oro para que se enamoren de

Jesús una y otra vez.

Señor, oro para que mis

hijos desarrollen

una perspectiva y un propósito

eternos, no terrenales.

 

Ayúdelos a ver la vida,

y cada desafío,

a través de tus ojos.

 

Ansiosos y sin miedo

a compartir con los demás

las buenas nuevas

de Jesús donde quiera que vayan.

 

Ruego que lleguen a

comprender el alcance

de Tu propio amor por ellos.

 

Que supere todo el conocimiento

que adquirirán en la escuela

y entiendan que todo

viene de ti y es por ti.

 

Amén.

Por qué debemos orar por nuestros hijos cuando van a la escuela

Como mencionamos anteriormente, nuestros hijos muchas veces se sienten vulnerables cuando comienza un nuevo año escolar. Vienen nuevos desafíos y nuevos retos y a veces no saben qué hacer y cómo enfrentarlos, por eso siempre debemos hacer una oración milagrosa para los hijos que estudian. Ayudarlos a vencer el miedo y a que puedan salir victoriosos en esta etapa es nuestro deber. Por esta razón debemos siempre estar como un apoyo físico y espiritual para que siempre se sientan seguros y confiados de que Diosa está con ellos y que nada malos les pasará.