Oración efectiva para la obediencia de los hijos y nietos ¡Que te hagan caso!

Oración efectiva para la obediencia de los hijos y nietos ¡Que te hagan caso!

Una de las cosas más difíciles que enfrentan los padres y muchas veces los abuelos, es que los hijos y nietos le obedezcan. Mientras más van creciendo más difícil se hace, por eso puedes hacer una oración efectiva para la obediencia de tus hijos y nietos. Busca a Dios cuando tu hijo se comporte con actitudes rebeldes. Dios siempre te va a ayudar a que puedas controlar el mal genio de tu hijo.

Cuando no sepas que hacer en los momentos de dificultad, en vez de destara toda tu ira contra ellos, debes hacer una oración efectiva para la obediencia. Al principio puede que no entiendas, pero verás que Dios va a obrar a favor tuyo y te va a ayudar con el carácter de tu hijo o nieto. Así que acompáñanos en esta hermosa oración para que veas la mano milagrosa de Dios obrando en tus hijos.

Índice

    Oración para que tus hijos y nietos obedezcan

    Si estás enfrentando la desobediencia de tus hijos y nietos, lo mejor que puedes hacer y que te recomendamos es que te postres ante Dios y hagas una oración efectiva para la obediencia. Sabemos que la obediencia trae bendición, pero eso es algo que tenemos que poco a poco debemos enseñarle a ellos. En su rebeldía, no saben cómo obedecer y eso es un proceso que como padres y abuelos, tenemos que enseñarles.

    Padre amado, Padre de

    misericordia y gracia.

    Tu amor nos sostiene,

    ¿cómo dejar de cobijarnos en tus alas?

     

    Si Tú eres un Padre bueno

    que cuida de sus hijos e hijas

    y gracias a ti nuestro sustento

    está asegurado.

     

    Tú eres el Padre de todas

    las generaciones,

    nos bendices con tu

    presencia y bondad.

     

    Hoy me acerco a ti para pedirte

    por la vida de mis hijos e hijas.

     

    Tú conoces el poder de la obediencia,

    que las próximas generaciones

    puedan entender que deben recibir

    la antorcha de la sabiduría

    de parte de nuestra generación,

    de sus Padres y Abuelos.

     

    Espíritu Santo, imploro para que traigas

    la profundidad de pensamiento

    y también discernimiento.

     

    Que sus espíritus jóvenes

    necesitan entender

    y comprender lo que este sistema

    trata de pervertir en sus corazones.

     

    Haz que sus corazones y conciencias

    tengan el hambre de

    recibir la sabiduría

    preparada para aquellos

    de espíritu joven.

     

    Dale fuerzas a su carácter

    para comprender

    los desafíos de este mundo.

     

    Dale fuerzas a su espíritu

    para que alcancen la grandeza.

     

    no permitas que el orgullo

    crezca en sus vidas,

    trayendo destrucción y anarquía

    en su moralidad.

     

    El libro de Proverbios señala

    que el padre que ama a su hijo, lo castiga.

    Hazle ver que la reprensión es

    por su bienestar y seguridad.

    Que la falta de comprensión

    de los peligros

    de este mundo nos alerta a nosotros

    como padres y abuelos.

     

    ¿Qué padre puede ver a su hijo

    a punto de meter las manos en el fuego

    sin que este sea exhortado?

     

    Trae luz sobre ellos para que amen

    la corrección a tiempo,

    que nuestra única

    preocupación radica

    en verlos crecer felices y bendecidos.

     

    Alejados de los peligros de

    este mundo pecaminoso.

     

    La obediencia purifica el espíritu,

    la obediencia realza el carácter,

    brinda hermosura al espíritu

    y brinda alegría como cosecha.

     

    Por esta razón te pido

    para que sean obedientes y disciplinados.

    No permitas que se enaltezcan

    en la vanidad,

    este mal termina en destrucción.

     

    Pero tu Espíritu Santo brinda sabiduría

    a quienes la piden, generando así

    bienestar a sus almas.

     

    No dejare que el maligno

    les robe la bendición,

    peleare todos los días la

    batalla espiritual

    por sus almas en oración.

     

    Clamare a ti de día y de noche

    para que obedezcan cada

    instrucción que se les da.

    En tus manos están mis hijos y nietos,

    para que obedezcan tu palabra.

     

    Amén.

    Por qué tenemos que orar por la sujeción de nuestros hijos y nietos

    El único mandamiento con promesa es honra a tu padre y a tu madre, para que tus días sobre la tierra no sean acortados. Cuando Dios manda a los hijos a obedecer y honrarles, les dice que si lo hacen, ellos recibirán como bendición, largos días sobre esta tierra. Así que si quieres que tus hijos sean bendecidos, debes hacer una oración efectiva para la obediencia, de esta manera Dios siempre les protegerá de todo mal y cuidará su corazón.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más