¿De qué trata la tercera epístola de Juan en La Biblia?

de que trata la tercera epistola de juan de la biblia

La tercera epístola de Juan en La Biblia se estima fue escrita a finales del año 80 D.C. por el apóstol Juan, el mismo a quien se le atribuye las otras dos epístolas, el Evangelio de Juan y el Apocalipsis. Los estudiosos de las Santas Escrituras, afirman que esta carta fue elaborada desde efesio pero, en realidad ¿De qué trata la tercera epístola de Juan en La Biblia?

El apóstol Juan escribió esta tercera epístola con intenciones de dirigirla a su amigo Gayo. Algunos aseguran que fue como especie de complemento de su primera epístola, considerada la más general.

La finalidad por la que Juan decidió dirigir esta carta a su amigo se debe a que quería darle ánimos para que continuara su apoyo hacia los maestros legítimos y al mismo tiempo, darle una advertencia sobre algunas acciones que estaba realizando Diófretes, líder caracterizado por su obstinación y ambición. Además, era miembro de otra iglesia, pero ese tipo de conducta es la que no se debe imitar.

Índice

    ¿De qué trata la tercera epístola de Juan en La Biblia?

    En la tercera epístola del apóstol Juan se puede evidenciar claramente como el apóstol busca de ayudar y fortalecer a su fiel amigo Gayo, quien había ganado el aprecio de Juan, ya que, se caracterizaba por ser amable con sus hermanos cristianos. Tal comportamiento, permitía que Juan lo considerara como un cristiano íntegro.

    La preocupación que tenía el apóstol Juan al escribir la tercera epístola hacia su amigo, también se debía en parte a que, sabía las capacidades que tenía Diófretes y no quería que Gayo se sintiera débil. Sobretodo, que no perdiera su hospitalidad.

    Entre las palabras claves que se pueden encontrar en la tercera epístola de Juan están las relacionadas a la verdad, lo bueno, lo malo y sobre el testimonio. Adicionalmente, encontrarás temas referentes al servicio, al liderazgo y a la hospitalidad.

    • Importancia de la hospitalidad

    En ese sentido, se puede apreciar la importancia que tiene la hospitalidad, Dios demuestra tal importancia en sus actos, ya que, Él es el Ser más hospitalario de todo el universo.

    Los brazos de Dios siempre están abiertos para recibir a todo el que quiera unirse a su familia, dicha invitación la realiza incansablemente para que podamos ser parte de su reino.

    Es por esa razón, que se aprecia a Juan en su tercera epístola ayudando a todos sus lectores a que aprendan que la hospitalidad es una poderosa expresión en la práctica del amor de Dios. De igual forma, te ayudará a guiarte en la unidad del cuerpo de Cristo.

    me apresurare y no me retardare en guardar tus mandamientos

    • Liderazgo de Diófretes

    Por otra parte, se encontraba para ese entonces el liderazgo de Diófretes. Al que no le gustaba mostrar hospitalidad con los visitantes y además, le gustaba ser él primero en todo.

    Entre sus comportamientos más detestables están la expulsión de creyentes de la iglesia. Sin ademas mostrar ningún tipo de sumisión a la autoridad legítima (Véase versículo 9-10).

    Con relación a su trato para con el apóstol Juan, Diófretes se encargó de criticar el trabajo del apóstol. Conjuntamente, chismeaba con malicia en su contra. Razón que prácticamente obliga a Juan a tomar cartas en el asunto y escribir la epístola.

    • Démetrio - Halagado en esta epístola

    Otro punto relevante que se evidencia en la tercera epístola de Juan es el halago que realiza a favor de Demetrio, quien era otro creyente, caracterizado por sus buenas obras, inclusive, a Gayo se le invita a imitar el comportamiento de Demetrio (Véase versículo 11-12).

    Es clara la advertencia que el apóstol Juan quería que tuviera presente su amigo Gayo. Marca a través de su tercera carta una diferencia entre el comportamiento que se debe imitar y cuales no debe. Sin duda alguna, buscaba fortalecer y mantener en buen camino las maniobras de su amigo.

    La hospitalidad: parte elemental en la tercera epístola de Juan

    Cuando la hospitalidad se extiende para todos los siervos de Dios se cataloga, por el apóstol Juan, como un ministerio necesario y que debe ser tomado en cuenta en nuestros días. Para aquellos que la practican, merecen recibir elogios como el de Juan para con Demetrio.

    Esta tercera epístola es considerada como una carta personal del apóstol Juan hacia Gayo.  Un personaje que aunque se ha mencionado en La Biblia en varias situaciones, no se conoce nada al respecto.

    Aunque se estima que mediante la descripción de Juan, se trataba de un hombre de bien y que trabajaba fuertemente en el ministerio de Cristo.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    ¿Qué te pareció este artículo?

    Subir

    Este sitio web utiliza cookies para garantizar que obtenga la mejor experiencia en nuestro sitio web. Leer Más