Saltar al contenido

¿Cuál fue la anunciación que hicieron los pastores cuando nació Jesús?

16 junio 2020
¿Cuál fue la anunciación que hicieron los pastores cuando nació Jesús?

Belén es el pueblo donde nació Jesús, en aquel lugar había muchos pastores que tenían en su poder grandes rebaños. Mientras el rebaño dormía ellos velaban y resguardaban su sueño. A estos pastores fue a quienes se les apareció el ángel diciéndoles que no tuviesen miedo, muchos se preguntan ¿cuál fue la anunciación de los pastores en el hermoso momento cuando nació Jesús?

En aquella noche se les presentó un  Ángel del Señor a los pastores, los cuales  tuvieron miedo y quedaron aterrorizados al gran resplandor que llenaba aquel lugar. Los pastores con gran asombro ante la gloria de Dios escucharon cada palabra que el ángel del Señor les daba porque había nacido el Salvador del mundo, Jesús.

El Ángel da a los pastores buenas nuevas de gozo para el pueblo

En la anunciación de los pastores cuando nació Jesús el ángel del Señor le dijo a los pastores, Lucas 2:10 pero el ángel les dijo: «no temas; porque he aquí les doy buenas nuevas de gran gozo, que serán para todo el pueblo» los pastores escucharon al ángel todo lo que les decía para luego salir y llevar las buenas nuevas al pueblo.

Dios eligió a estos pastores para llevar aquellas buenas nuevas al pueblo, pastores de gran valor usados por Dios en aquel entonces. La labor tan respetable de un pastor se ve en estos actos, Dios eligiendo a estas personas dedicadas a cuidar de su rebaño ante cualquier situación sin importar cuál sea.

María la Virgen desposada  y el varón llamado  José, estaban en Belén aquella noche. Ya cumplidos los días de alumbramiento, dio a luz a su hijo primogénito el cual fue envuelto en pañales, así mismo, puesto en un pesebre debido que no había sitio para ellos en el mesón.

Ya nacido nuestro Señor Jesús y de haberles aparecido el ángel cuando tuvieron temor los pastores, el ángel del Señor les dijo, Lucas 2:11-12 «Que os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un salvador, que es Cristo el Señor. Esto os servirá de señal: hallaréis al niño envuelto en pañales, acostado en un pesebre» Estas palabras fueron de asombro a los pastores pero creyeron.

Los pastores mientras recibían todas estas palabras y el ángel al terminar de hablar en aquel momento, repentinamente junto al ángel aparecieron multitud de ejércitos Celestiales. Los cuales alababan a Dios con grandes voces y cánticos hermosos.

¿Cuáles eran los cánticos de alabanza?

Los cánticos con los cuales adoraban esta multitud de Ejércitos Celestiales decían, Lucas 2:14 ¡gloria a Dios en las alturas, y en la tierra paz, buena voluntad para con los hombres! mostrando que los ángeles dan cánticos de adoración a Dios en todo momento y lugar.

Luego de toda  esta adoración tan hermosa a Dios, los ángeles regresaron al cielo y los pastores se decían unos a otros. “Pasemos, pues, hasta Belén, y veamos esto que ha sucedido, y que el Señor nos ha manifestado. También se vio en los pastores la obediencia, ya que escucharon la voz del ángel del Señor y obedecieron.

Desde allí salieron los pastores muy de prisa a aquel pesebre donde había nacido el hijo de Dios. Encontraron pues a María y José junto al niño que había nacido en aquel pesebre como lo había dicho el ángel. En ese mismo instante los pastores contaron a María y José lo que les había dicho el ángel del Señor sobre el nacimiento del niño.

En aquel momento todos los que oían a los pastores se maravillaban de aquella noticia tan grande. Pero María callada analizaba todas estas cosas y las tenía en su corazón, María sabía que era desde ese momento la madre del Mesías, el hijo de Dios, el Salvador del mundo, Cristo el Señor.

Importancia de la anunciación a los pastores ante el nacimiento de Jesús

Ya terminado los pastores de dar tan gran anuncio, regresaron con su rebaño y mientras iban por el camino los pastores glorificaban y adoraban a Dios por todas las cosas oídas y vistas tal como fue dicho. Ya se sabe que la anunciación de los pastores por el nacimiento de Jesús en aquel día glorioso donde en un pesebre nació nuestro Señor Jesús.