Saltar al contenido

Cómo hacer una oración a Dios de agradecimiento en la mañana

31 agosto 2020
Cómo hacer una oración a Dios de agradecimiento en la mañana

Si hay dudas en tu vida al comenzar el día, te invitamos a hacer una oración a Dios de agradecimiento en la mañana, para que sientas confianza y protección hacia tu causa.

Recuerda que al amanecer venimos de batallar en la oscuridad por mantenernos al lado del padre celestial, para no ser tentados y alejados de su sendero cristiano.

Pero la lucha es dura, muchas veces amanecemos tristes, desanimados, por lo que orar y pedir sabiduría, para explicarnos ese estado de ánimo, nos permite recuperar la paz.

Otras veces, nos levantamos contentos, llenos de gozo, cargados de energía por comenzar la faena, en este momento también debemos agradecer a Dios, porque él confía en nuestro ímpetu para lograr el cumplimiento de sus mandatos.

Orar a Dios para agradecerle en las mañanas, debe ser el primer aliento de aire que respire nuestro corazón y alma. Veamos pues, cómo agradecer a Dios en las mañanas.

Una oración a Dios de agradecimiento en la mañana

Cuando abramos nuestros ojos al comienzo del día, debemos hacer una oración a Dios de agradecimiento por cada mañana, que esa luz radiante que nos despierta es el primer regalo de Dios, por el que agradecer.

Ese primer respiro de aire, ese cantar de pájaros y esa primera taza de café también son las cosas que ha dispuesto Dios, para comenzar nuestro día.

Entonces, sin lugar a dudas hay que orar agradeciendo a Dios por todo lo que vivimos. También preguntarle qué más debemos hacer por su obra cristiana y, qué estamos al alcance de hacer por él y por nosotros durante el día.

Ese diálogo mañanero de agradecimiento y nuevas tareas por hacer es lo que llamamos oración de agradecimiento a Dios en las mañanas.

La mañana tiene 6 horas para agradecer a Dios

Es importante reconocer que la mañana tiene 6 horas, en las que hacemos nuestro trabajo en la casa o fuera de ella; lo que quiere decir, que en ese transcurso corto de tiempo veremos muchas de nuestras solicitudes cumplirse.

Pues bien, en cada una de esas confirmaciones procede un agradecimiento. Así que, agradezcamos a Dios, cada vez que podamos dedicarle un instante de corazón para dar gracias verdaderamente.

Gracias, es una palabra que dicha con verdad y devoción la aprecia nuestro Padre porque él sabe dónde estamos, qué hacemos, qué necesitamos; por consiguiente, sabe todo de nosotros y no necesita mucha explicación, solo una Gracia de corazón.

Orar todos los días de la semana

Cada día de la semana para los cristianos tiene un significado. Aunque el año litúrgico se desarrolla en torno al misterio pascual, nuestra iglesia ha considerado los días de la semana como la ocasión propicia para el estudio de un tema espiritual. De esta manera, se ha venido desarrollando en la misa del día, un tema espiritual para destacar un aspecto particular de la fe.

A manera de ejemplo, veamos que se puede orar en los días de semana:

  1. Los días lunes; se ora a la Santísima Trinidad, para reconocerla y alabarla.
  2. Los días martes; recordamos en la oración a los santos ángeles; así como la encomienda que le hiciera Dios por nuestra guarda y acompañamiento.
  3. Los días miércoles; es el día en que se recuerda la historia de Jesús, como nuestro intercesor en el cielo. Orar a él nos ayuda en el cumplimiento de nuestras peticiones.
  4. Los días jueves: es el día de la Santa Eucaristía, de allí que se ore por la sangre y cuerpo de nuestro señor Jesús y, agradezcamos el sacrificio de su vida por la nuestra.
  5. El día viernes; conmemoramos con la oración al sagrado corazón de Jesús y su amor por nosotros.
  6. El día sábado; oramos muy temprano en la mañana por nuestra santa iglesia, para que en ella aniden todos los seres humanos consagrados a la vida de Jesús. Oramos para que siga siendo una iglesia universal.
  7. El día domingo; este día gozoso, oramos por la resurrección de nuestro padre Jesús y con él, la vida eterna.

Oración de agradecimiento a Dios en las mañanas

Estos motivos son tuyos también, pues como cristiano estás llamado a reconocerlos y alabarlos en oración. Pero esto no significa, que tus motivos no sean importantes, o los de la comunidad. Claro que sí, y deben ir en tus oraciones de agradecimiento a Dios, pues a él también le agrada.