Saltar al contenido

¿Qué es la oración universal u oración para los fieles?

30 agosto 2020
¿Qué es la oración universal u oración para los fieles?

La oración universal u oración para los fieles, es aquella que realizan los feligreses, generalmente en la Misa y dirigida por el sacerdote. Con la oración se elevan plegarias cuyo contenido recoge el sentir común del pueblo o comunidad.

En la mayoría de los casos la oración universal pide por la santa iglesia, por los gobernantes, por la paz del mundo y por los que padecen y sufren dificultades o males.

Para realizar la oración universal, el sacerdote manifiesta una plegaria introductora y orienta a los fieles cristianos a ponerse de pie y manifestar sus ruegos con una frase común, después de cada intención dicha por él, o por un diácono o fiel laico. La oración termina con una reflexión cristiana y una plena convicción de fe por lo pedido.

Esta oración también puede realizarse en matrimonios, confirmación, exequias y otras. En esta ocasión, las intenciones elaboradas por el sacerdote corresponderán a la ocasión en particular.

La oración universal u oración para los fieles

La oración es universal porque manifiesta necesidades de todos los cristianos en el mundo y es practicada en todas las misas, casi siempre con las mismas peticiones generales dichas por el pueblo creyente.

Otros pedimentos que se pueden hacer en la oración universal, son aquellos que tienen que ver con la fecundidad de la tierra, para que a nadie le falten sus alimentos. También se pide por los que están alejados de Dios, para que en su corazón se avive la fe.

No obstante, en la oración para los fieles se puede incorporar sus anhelos y preocupaciones particulares de la comunidad. Por estas características, en el momento de la oración universal, la clemencia debe ser de corazón, para que las solicitudes de los fieles sean escuchadas por Dios.

Muchas de estos ruegos son realizados repitiendo en voz alta una frase común, o se hace en voz baja, después de los pedimentos. Pero muchas veces, las respuestas de los feligreses son cantadas.

La oración universal nos une cuando repetimos a viva voz, en silencio o cantada:

1.- Te lo pedimos, Señor

2.- Te rogamos, óyenos

3.- Escúchanos, Señor

4.- Señor escúchanos, señor óyenos

5.- Señor escúchanos y ten piedad

6.- Ven, Señor Jesús

¿Por qué pedimos por la iglesia?

En la oración universal se pide por la iglesia porque es ejemplo y testimonio viviente que manifiesta la unidad de la Santa Trinidad, del Padre, Hijo y Espíritu Santo.

Además, con la oración universal se pide que la Santa Iglesia, sea siempre la esposa leal y eternamente fiel de Jesús Cristo.

La Santa Iglesia es el hogar de los fieles y la escuela de enseñanza del evangelio, para cumplir con su misión.

¿Por qué pedimos por los gobernantes?

Para que tengan sabiduría al momento de tomar las decisiones que afectan a los pueblos. Especialmente, lo que tenga que ver con políticas públicas, la paz entre naciones, el desarrollo de la ciencia, la construcción de viviendas y otras funciones.

¿Por qué pedimos por la paz y la salvación del mundo?

Para que haga a cada hombre un instrumento de paz en la tierra, y con ello evangelizar al mundo desde una doctrina de amor y respeto.

Pedimos en la oración universal por la salvación de la humanidad, para evitar el pecado y las atrocidades de que se cometen entre los seres humanos, cuando se olvidan de los mandamientos de Dios.

Este pedimento nos salva más allá de la vida terrenal  nos promete la eternidad después de la muerte. Con la salvación del mundo, se cumple una de las promesas de Dios.

¿Por qué pedimos por los que sufren?

Para que seamos sensibilizados ante el dolor de los demás, para poder ayudarlos con bondad y desprendimiento. El sufrimiento puede ser por causa de hambre, abandono, guerra, intemperie; en fin, son muchas las causas de padecimiento espiritual y material por los que sufre la humanidad.

De allí que, pedimos en la oración universal para que los hombres tengan sus necesidades básicas satisfechas, especialmente la alimentación y abrigo. Pedimos para instaurar la justicia y no se comentan atropellos contra la humanidad.

Temas controversiales en la oración universal

Actualmente, los hombres que no cumplen con los mandamientos de Dios, han cometido muchos pecados, y la Iglesia necesita tratar temas complicados y dolorosos como: el aborto, la anticoncepción, promiscuidad y otros.